Mercedes EQV, lujo y silencio para la familia

Alberto Fuentes · 8 marzo, 2019
Actualmente no hay un monovolumen de lujo que funcione con electricidad, pero la firma de la estrella lo va a solucionar utilizando todo un referente en ventas como el Clase V

La firma alemana ha electrificado el Salón de Ginebra con el que denominan el primer monovolumen de lujo 100 % eléctrico del mercado: el Mercedes EQV, una evolución del Clase V, aunque la marca afirme que es un prototipo y que el modelo de producción no lo veremos hasta septiembre.

En el vehículo de gran tamaño sigue reinando el diésel. Los motores potentes unidos a grandes carrocerías hacen que los consumos se disparen en exceso, de ahí la demanda del gasóleo, pero una opción eléctrica como este EQV cambiaría totalmente las cosas.

Mercedes EQV.
Mercedes EQV, diseño futurista.

De los cuatro modelos que ha presentado Mercedes, solo este es eléctrico, con un CLA Shooting Brake, un AMG GT R Roadster y el enorme S 65 Final Edition también de AMG. No se ve una apuesta muy decidida por electrificar la marca…

Diseño exterior del Mercedes EQV

Su diseño no te va a sorprender. Es prácticamente el mismo vehículo que el Clase V convencional que llevamos viendo por nuestras calles desde el año 2014 y que acaba de recibir un restyling, pero con detalles que refrescan su diseño, sobre todo en la parte frontal.

La silueta no cambia, pero las modificaciones hacen que parezca un coche más tecnológico y moderno. Las luces LED, tanto delanteras como traseras, tienen buena parte de culpa, con formas muy futuristas, quizás un poco sobrecargadas.

El paragolpes delantero y la parte baja de los focos delanteros cambian para dar un aire que lo aleja más del espíritu comercial que esconde su diseño. Los cromados en la parte baja y la parrilla con líneas horizontales le quedan muy bien al Mercedes EQV.

Mercedes EQV.
Mercedes EQV, parte trasera.

Las diferencias de la parte trasera y lateral son menos evidentes, pero no penaliza el diseño general, ya que el Clase V aun goza de una estética muy convincente.

Diseño interior y plazas disponibles

Como es común en este tipo de vehículos de pasajeros, las posibilidades de configuración interior son enormes. Las baterías van colocadas bajo el suelo del vehículo y no restan espacio al interior, con hasta ocho plazas disponibles.

Como uno de los usos más famosos de este monovolumen de lujo es el transporte VIP de pasajeros, hay una configuración de seis asientos que aporta un espacio y un confort interior que ninguna berlina puede igualar; por algo es la preferida en estos menesteres…

El diseño del salpicadero es tan conocido como novedoso. Sobre la base del salpicadero que ya conocemos en el Clase V vigente se han incluido una serie de acabados, tactos, colores y dotación tecnológica que hace que parezca un vehículo nuevo.

Los tonos azules reinan en el interior, el color que mejor representa la esencia del coche eléctrico, además de una tapicería específica y el sistema multimedia MBUX, lo último de Mercedes.

Mercedes EQV.
Mercedes EQV, diseño interior.

Ni el Volkswagen Multivan ni ninguno de los representantes del Grupo PSA, como el Traveller o el Spacetourer, son capaces de ofrecer el lujo y el refinamiento de este Mercedes; sigue siendo el preferido de los hoteles de lujo para transportar pasajeros.

Motor

La autonomía, el punto débil de este tipo movilidad, es de 400 kilómetros según datos oficiales. Aunque se trate de un prototipo, el modelo que pise nuestras calles no distará mucho del visto en el Salón de Ginebra, así como los datos técnicos que nos ha proporcionado la marca.

A diferencia del Clase V, modelo que cuenta con tracción trasera, el Mercedes EQV transmite la fuerza de su motor eléctrico al eje delantero, con un total de 204 CV de eficiente energía eléctrica.

La batería tiene 100 kWh y es de iones de litio y en una toma de carga convencional puede aumentar en 100 kilómetros la autonomía en solo 15 minutos. De los datos de aceleración no se ha dado información, pero sí de su velocidad máxima, que será de 160 km/h.

Si la autonomía real se acerca a la oficial será una buena alternativa a los modelos de combustión. Y es que el lujo y el silencio que se debe respirar en su interior harán las delicias de los pasajeros más exigentes.