Volvo V60 y V60 Cross Country, opciones para todos los gustos

Alberto Fuentes · 22 junio, 2019
El Volvo V60 y el Cross Country son las opciones familiares del S60, modelos que te sorprenderán en todos los sentidos

Derivados del fantástico S60, el Volvo V60 y el Cross Country cierran una gama tan completa como atractiva. ¿Serán capaz de robar ventas a los modelos SUV? Argumentos de peso no le faltan…

El V60 es la versión familiar de la berlina S60, un modelo mucho más práctico y no menos vistoso que el modelo del que deriva. Por su parte, el V60 Cross Country es la opción campera del modelo, con una serie de adaptaciones que le hacen un poco más apto para circular por pistas en buen estado.

Volvo V60, parte delantera
Volvo V60, frontal.

Diseño exterior del Volvo V60 y V60 Country

Hasta el pilar B, el coche es exactamente el mismo que el S60, por lo que luce un imponente frontal de estilo minimalista, con unos estilosos focos delanteros y una iluminación LED con forma de martillo muy elegante y deportiva.

La calandra, de estilo cóncavo y colocada en posición muy vertical, es el santo y seña de la marca en la actualidad, con la que han dado un aspecto más deportivo y de la que presumen en todos los modelos del marca.

A partir de la mitad del coche, el techo y la línea de la cintura presentan una tendencia ascendente para mejorar la habitabilidad en la altura de las plazas traseras y el maletero.

Si nos vamos a la zaga, lo que más llama la atención son los largos y angulosos pilotos traseros, con una forma en ‘L’ que recuerda a los Volvos de antaño, pero con un diseño atractivo y moderno… ¡por fin!

En cuanto al modelo denominado Country, añade una serie de modificaciones que le dan ese aspecto campero tan de moda, entre los que destacan unos protectores en los paragolpes y en los arcos de las ruedas, una mayor altura al suelo y una tracción total que se ve muy limitada con los neumáticos de asfalto.

Volvo V60 Cross Country.
Volvo V60 Cross Country 2019.

Sus rivales directos son el Volkswagen Passat Alltrack o el Opel Insignia Country Tourer, y reúne todo lo que el amante del mundo SUV pueda desear, pero sin salirse de las berlinas.

Diseño interior

Si por fuera te han gustado estos modelos, más lo harán sus interiores. El habitáculo del Volvo V60 luce un aspecto totalmente premium y poco tiene que envidiar a sus rivales directos, como el Audi A4 Avant o el BMW Serie 3 Touring.

Lo más llamativo es la enorme pantalla táctil de nueve pulgadas colocada en posición vertical y rodeada de dos salidas de ventilación. Su respuesta al tacto es rápida y su uso es muy intuitivo, aunque la gran cantidad de opciones distraen demasiado. También es digna de mención la posición de la palanca de cambios que, gracias a que el túnel central es muy alto, queda muy a mano.

Por supuesto, es compatible con Android Auto y Apple CarPlay y se puede leer la información también a través de la pantalla del cuadro de instrumentos, que puede ser 8,0 o de 12,3 pulgadas, según el acabado elegido.

Volvo V60, interior.
Diseño interior del Volvo V60.

Los asientos, por su parte, son muy cómodos desde el acabado básico y pueden contar con una completa función de masaje, algo que se agradece en los viajes largos. En las plazas traseras hay espacio para que dos adultos viajen muy cómodos, pero tres se sentirán demasiado apretados, como en todos sus rivales.

El maletero cuenta con 529 litros, por lo que está por encima de la media entre los familiares de corte premium, pero muy lejos de los más de 600 litros de otros muchos rivales de marcas generalistas, como el Skoda Octavia Combi o el Volkswagen Passat Variant.

Motores del Volvo V60 y V60 Country

Están disponibles con tres motores, un potente gasolina 2.0 T6 de 310 CV y dos diésel, de 150 y 190 CV, y también con un bloque 2.0. La reducida lista de opciones mecánicas les hace estar en clara desventaja frente a sus rivales, pero lo que ofrecen es tan interesante que la carencia pasa desapercibida.

Trasera del Volvo V60.
Parte trasera del Volvo V60.

El bloque de gasolina solo va asociado a cambio automático de ocho velocidades y tracción total, y en el caso del Cross Country todos son 4×4 y no cuenta con el motor básico de 150 CV.

Precio

El precio de partida para el Volvo V60 es de 36 900 euros, una cifra un poco elevada, aunque se mantiene ligeramente por debajo de sus rivales alemanes. En el caso de Cross Country, el precio arranca en 42 880 euros, un precio razonable para el producto que ofrecen, y solo 2000 euros más costoso que el Passat Alltrack.