Ford Transit y Tourneo Custom PHEV: furgones híbridos enchufables

Enrique Canivell · 25 septiembre, 2019
Los Ford Transit y Tourneo Custom PHEV cuentan con un curioso sistema híbrido enchufable: el motor 1.0 EcoBoost actúa solo como extensor de autonomía.

La electrificación también llega a los vehículos comerciales o industriales. Es así que Ford ha lanzado los Transit y Tourneo Custom PHEV, furgones híbridos enchufables que permitirán un gran ahorro de combustible al tiempo que no son dependientes de la electricidad, algo que sí ocurre, por ejemplo, con el Mercedes EQV, que depende absolutamente de los puntos de carga de coches eléctricos.

En primer lugar, distingamos las funciones de nuestros protagonistas. Mientras que el Transit se emplea como vehículo de trabajo profesional, con 1130 kilos de carga útil y un volumen de 6,0 m3, mientras que el Custom puede transportar ocho pasajeros con dos filas orientadas hacia delante o en formato conferencia.

En cuanto a lo tecnológico, destacan el sistema de infoentretenimiento con pantalla táctil a color de 8 pulgadas y control por voz, así como la alerta de mantenimiento de carril y el asistente de estacionamiento activo.

Interior del Ford Transit Custom PHEV
Interior del Ford Transit Custom PHEV.

Ambos pueden ser encargados desde este momento –aunque las primeras unidades llegará a final de años– y cuentan con baterías que están cubiertas por una garantía de 8 años o 160 000 kilómetros.

Mecánica de los Ford Transit y Tourneo Custom PHEV

Los Ford Transit y Tourneo Custom PHEV se impulsan con las ruedas delanteras mediante un motor eléctrico de 125 CV que, a su vez, es apoyado por un motor tricilíndrico 1.0 EcoBoost turboalimentado como extensor de autonomía para una poder recorrer más de 500 kilómetros.

Los consumos, lógicamente, son muy contenidos, y es que el Ford Transit Custom hace 3,08 l / 100 km y el Ford Tourneo Custom gasta 3,57 l / 100 km, según el ciclo de homologación WLTP.

Frontal del Ford Tourneo Custom PHEV
Frontal del Ford Tourneo Custom PHEV.

Mientras que el Transit puede recorrer hasta 56 kilómetros solo con energía eléctrica, el Tourneo se queda en 53 kilómetros. En cualquier caso, ambos tendrán acceso a una de las cotizadas etiquetas medioambientales de la DGT, el distintivo ECO, por el que circular por el centro de las grandes y contaminadas capitales no será un problema.

En cuanto a los tiempos de carga de las baterías, son 4,3 horas mediante una toma doméstica de 240 voltios y 10 amperios o 2,7 horas con un cargador comercial para vehículos de tipo 2 CA. Mediante una aplicación móvil se podrá controlar de manera remota el estado de carga, ya sea el furgón de un particular o la flota del autónomo o empresario, que podrá monitorizar hasta cinco vehículos.

Mediante el smartphone también se podrán localizar puntos de carga y pagar en ellos.

Por otra parte, cuando el vehículo desacelera (retiene) o frena, se recupera energía. En este sentido, se puede elegir el grado de recuperación de energía y asistencia de frenado del sistema de carga regenerativa: cuenta con el modo Drive y el Low; este último aumenta la capacidad de energía cinética recuperada y la deceleración, por lo que se puede hacer conducción con un solo pedal, y en dicho caso se activan las luces de freno cuando sea necesario.

Interior del Ford Tourneo Custom PHEV
Interior del Ford Tourneo Custom PHEV.

Además, cabe señalar que estos furgones disponen de cuatro modos de conducción para configurar cómo y cuándo utilizar la carga de la batería:

  • EV Auto: activa el extensor de autonomía –el motor de gasolina EcoBoost 1.0– si conviene para lograr la combinación óptima de rendimiento y eficiencia, como si se conduce por autopista o en fase de arranque.
  • EV Now: solo activará el extensor de autonomía si el nivel de carga de la batería es mínimo.
  • EV Later: prioriza el uso del extensor de autonomía y aprovecha la carga regenerativa para mantener el nivel de carga que tenga la batería en el momento en el que es activado este modo.
  • EV Charge: emplea el extensor de autonomía para alimentar el motor eléctrico y recargar la batería para más adelante.

Por desgracia, aún no sabemos el precio de los Ford Transit y Tourneo Custom PHEV, pero si logran que sea competitivo, sería un gran empujón a la movilidad eléctrica y sostenible en vehículos comerciales.