Coches cómodos para personas mayores

Francisco María García · 10 junio, 2018
Dentro del extenso mercado actual encontramos algunos modelos que se adaptan mejor a las necesidades propias de una persona mayor, el confort es importante siempre, pero más a ciertas edades

Asientos espaciosos, salpicadero con botones visibles y maletero amplio, son algunas características propias de los coches cómodos para personas mayores. Llegados a la llamada ‘tercera edad’, serán muchos los cambios físicos a los que tendremos que acoplarnos para una buena conducción.

Que un automóvil sea bueno para una persona de avanzada edad, no significa que el coche deba parecer una reliquia histórica. Hay modelos nuevos que cumplen perfectamente las expectativas de estos usuarios.

Lo que si deben saber los conductores que pasan de los 60 años, es encontrar un modelo ajustado a sus dificultades. Los fabricantes son conscientes de esta necesidad y también crean líneas adaptables a este tipo de consumidores.

Coches cómodos para personas mayores: dimensiones grandes y confort

Una persona joven puede quizás adaptarse al diseño ajustado de su coche deportivo, pero una en edad madura no debería hacerlo. En el caso de las personas mayores, lo mejor es adquirir modelos espaciosos, con una buena distancia para estirar las piernas.

Volvo V90: interior
El espacioso interior del Volvo V90 es un buen ejemplo de confort.

Esta disposición cumple con dos objetivos específicos: confort para la conducción y maniobrabilidad. Por un lado, la comodidad permitirá evitar dolores de espalda y complicaciones médicas. De otra parte, tener espacio permite maniobrar de forma menos exigente y utilizando menor cantidad de esfuerzo.

De igual forma, lo recomendable es contar con un maletero bastante espacioso para poder transportar cosas. Esto será muy útil, por ejemplo, en una pareja de ancianos cuando uno de los dos deba utilizar silla de ruedas.

Automóviles con sistemas de asistencia para la conducción

Cuanta más ayuda tenga para la conducción un hombre mayor de 65 años, mucho mejor. Debemos recordar que, con la vejez, tendremos menor visibilidad, probables dificultades auditivas y menor movilidad.

Para contar con la máxima ayuda, lo correcto es adquirir coches con sistemas digitales de asistencia: equipos de antibloqueo de frenos, asistentes para el aparcamiento y control de tracción, son los más importantes.

En la actualidad, existen mecanismos que nos previenen incluso del cansancio a la hora de conducir. Todos estos complementos tecnológicos asegurarán desplazamientos más seguros; el paso siguiente será dedicar el tiempo necesario para aprender a utilizar todas estas herramientas de ayuda.

Salpicaderos con botones grandes

Quizás lo pequeño siempre será sinónimo de estilo, elegancia y estética. Pero cuando llegamos a cierta edad, lo mejor es comprar un automóvil de botones grandes y visibles. Solo de esta forma podremos reaccionar bien a cualquier operación que debamos hacer.

Realmente estos botones no solo deberían ser grandes; también fáciles de manejar y entendibles con lo que respecta a sus funciones. Tampoco hay que olvidar la importancia de que sean atractivos. Es decir, que no pierdan su estética debido a su tamaño.

Verificando estos elementos y algunos estudios de mercado, Costumer Reports ha elaborado una lista con los 25 ‘mejores vehículos para conductores viejos’. A continuación, analizaremos un poco este documento.

La lista de los 25 mejores vehículos para conductores mayores

Según el estudio Costumer Reports (Estados Unidos), los mejores cinco coches para personas mayores son los siguientes: El Subaru Forester, Subaru Outback, Kia Soul, Subaru Legacy y la Kia Sportage.

Como vemos, este listado recomienda a la población mayor los coches de fabricantes asiáticos. Otros modelos que se también se consideran, son el Nissan Rogue, Toyota Corolla y Hyundai Santa Fe.

Hyunday Santa fe blanco 2017

Estas recomendaciones no se hacen porque los conductores mayores sean los más peligrosos. En análisis de siniestros en carretera, según estadísticas mundiales continúan siendo los jóvenes los más propensos a generar los accidentes.

En la realidad, conducir a partir de los 70 años puede tener riesgos para el propio conductor. De esta forma, la idea de comprar coches cómodos para la ‘tercera edad’, conlleva un aporte de garantías.

 Algunas estadísticas en torno al tema de la ‘conducción Senior’

Según el Observatorio Cetelem, en Europa la edad media para comprar un vehículo nuevo es de 52 años. Siguiendo este estudio, las poblaciones jóvenes tienen un patrón de consumo diferente y optan más por medios de transporte alternativos.

En España, la Dirección General de Tráfico estima que existen tres millones de conductores mayores de los 65 años de edad. Actualmente, esta población solo representa el 18,2% del parque de vehículos, pero se prevé que para el 2064 serán el 38,7% del total.

Con todos estos datos, Europa está planificando medidas adecuadas para educar y proteger a los conductores mayores. La mejor forma de conducir sin riesgos es precisamente adquirir coches cómodos, que faciliten las cosas en la conducción.