SEAT Toledo, motores justos y una apariencia elegante

· 9 noviembre, 2018
La berlina más pequeña del fabricante ofrece un nivel aceptable de calidad y una funcionalidad por encima de su precio de mercado; conoce el SEAT Toledo a fondo

El SEAT Toledo es un coche familiar de segmento C. Comenzó a producirse en 1991 y ya cuenta con cuatro generaciones. Es el primer coche de SEAT desarrollado bajo completa influencia del Grupo Volkswagen. Su nombre viene de la ciudad de Toledo que pertenece a la comunidad de Castilla-La Mancha, siguiendo la tradición de la marca de poner nombres de localidades españolas a sus modelos.

Durante sus remodelaciones ha sufrido por varios rediseños, hasta un cambio completo de imagen, como lo fue la tercera generación, pero con el paso del tiempo ha pulido su belleza y es de los más elegantes del fabricante de origen español. Aunque en esta generación el Toledo fue nombrado como ‘El peor coche que puedes comprar’ por la revista Top Gear.

El actual modelo del SEAT Toledo muestra su antiguo estilo, pero mucho más estilizado y elegante. Fue presentado en el 2011 y salió a la venta en España y Portugal a finales del 2012. También ofreció una edición especial denominada Toledo Connect, el cual ofrecía conectividad integrada con el Samsung Galaxy A3.

El actual de SEAT Toledo

Este vehículo solo se ofrece en carrocería sedán de cuatro puertas. Su vista frontal muestra unos faros que siguen la línea de diseño actual de los modelos SEAT. La vista posterior se muestra sobria, como un sedán Old School, pero no roza lo aburrido, ya que se podría clasificar como un estilo sobrio.

Interior del SEAT Toledo.

Su parte trasera, por otro lado, es más llamativa gracias a sus faros, con un diseño cuadrado y diverso. La zaga le da un toque más atractivo debido a los cortes que se aprecian en el maletero y el paragolpes.

La verdadera esencia de este vehículo es el espacio que ofrece. El habitáculo ofrece máxima comodidad a sus ocupantes y puede acomodar a cinco adultos —incluye al conductor— sin problemas. Además su maletero tiene la capacidad de uno 550 litros, como si un SUV se tratara.

La vista interior también ofrece una apariencia señorial en el diseño del tablero y volante. No abundan los detalles ostentosos y prima la funcionalidad. En el centro del salpicadero muestra una pantalla navegador, su respectiva botonera y el equipo de sonido.

Por otro lado, la versión actual del Toledo Connect ofrece una pantalla táctil de 6,5 Pulgadas compatible con Apple Carplay, Android Auto y MirrorLink. De manera opcional, puede equipar una cámara para la asistencia de aparcamiento, detector de fatiga y radar de colisión.

Motores

El apartado de motores del SEAT Toledo es bastante limitado y ofrece solo tres opciones: tres bloques de gasolina y uno diésel. En gasolina monta un propulsor un TSI de 1 Litros con las potencias de 95 y 110 Cv y un bloque de 1,4 litros TSI con una potencia de 125 Cv.

Diseño del SEAT Toledo.

Por otro lado, su motor diésel es un 1.6 TDI de 115 CV. Están asociados a un cambio automático y algunos motores pueden montar de doble embrague DSG de siete marchas. Una motorización adecuada para el propósito del vehículo con potenciaciones nada exageradas, pero suficientes debido a la capacidad de carga que ofrece.

¿Un coche a considerar?

El apartado de precios del SEAT es bastante amplio y empieza con la motorización más sencilla con un coste de 17 510 euros. Luego, pasa por unos 21 540 hasta 25 400 euros en los otros ejemplares a gasolina.

El apartado diésel se cotiza desde los 20 000 hasta los 25 700 euros. El precio varía dependiendo del nivel de equipamiento elegido. Asimismo, el SEAT Toledo rivaliza con coches como Fiat Tipo y Citroën C-Elysee

El SEAT Toledo es un coche hermoso que ha estado manteniéndose al corriente con respecto a su tecnología y aunque no ha sido recibido con un gran número de ventas, habrá que esperar a ver si mejoran su propuesta para la próxima generación.

Quizá para un consumidor común sí llene las expectativas, pero si buscamos algo más que un simple vehículo algo amplio puede dejar mucho que desear, pero no es un coche que se debamos descartar de primeras.