McLaren 620R, el juguete preferido de los pilotos

Alberto Fuentes · 17 octubre, 2019
El nuevo McLaren 620R será uno de esos vehículos que te adelantan en los circuitos sin que puedas hacer nada

Que la firma británica sabe hacer deportivos espectaculares no sorprende a nadie, pero lo último que ha visto la luz desde sus lujosas instalaciones es algo más que un superdeportivo: el McLaren 620R, todo un coche de competición matriculado.

Para el que quiera un modelo de la marca con un comportamiento ejemplar, una potencia descomunal y que sirva para entrar de vez en cuando a un circuito a pasar un buen día, cualquiera de los modelos de McLaren, como el McLaren 540C, el McLaren 570 o el McLaren 720S, será más que suficiente. Pero este McLaren 620R está pensado para el que quiere un coche puro de circuito con el que pueda circular esporádicamente por la vía pública.

La idea no está mal, ya que es un nicho cada vez más demandado por privilegiados a los que les encantan las mañanas de circuito y no se conforman con cualquier cosa. Con este modelo no hará falta ninguna modificación ni ajuste previo; todo está pensado para que le des caña…

McLaren 620R, trasera.
Trasera del McLaren 620R.

Diseño exterior del McLaren 620R

En general, las líneas, comparado con otros modelos modelos de la marca, no distan demasiado. Sin embargo, se han incluido un sinfín de detalles que lo acercan mucho más al mundo de la competición que a la vida diaria, como es el caso del enorme alerón trasero o la entrada de ventilación del motor situada en el techo, así como las entradas de aire instaladas en el capó.

La parte trasera luce un difusor real de grandes dimensiones y los clásicos pilotos con forma de lágrima que llevan sus hermanos, aunque quedan totalmente eclipsados por la sombra del alerón.

Por lo demás, comparte multitud de elementos con el 570, como el efectivo frontal, con un labio inferior prominente, las entradas de ventilación tras las puertas o los afilados focos delanteros.

No se puede negar que el diseño de este modelo es muy llamativo, algo que encanta al que busca un juguete de circuito; así te podrá diferenciar la familia desde la grada cuando pases a toda velocidad…

Interior

Solo viendo los asientos deportivos y los cinturones de seguridad de arnés de seis puntos te puedes hacer una idea de lo que te hará vivir esta bestia de circuito que, a diferencia de otros modelos de la marca, no goza de tanto detalle dedicado al confort y la estética.

Interior del McLaren 620R.
McLaren 620R, diseño interior.

La alcántara y la fibra de carbono acaparan todo el protagonismo, pero no falta tecnología que nos haga la vida más fácil, como un cuadro de instrumentos digital o una pantalla multifunción central, pero solo encontrarás el equipamiento básico para mantener un mínimo de confort.

La consola central es la que más ha pasado por el quirófano, y se pueden ver espacios vacíos que nunca encontrarías en un superdeportivo de calle. Han encontrado un punto intermedio de lo más interesante…

Motor del McLaren 620R

Para dar vida a este deportivo, la marca ha confiado en su V8 de 3,8 litros biturbo, del que extrae 620 CV. Aún no tenemos los datos de las prestaciones, pero todo apunta que será muy rápido, ya que se ha utilizado fibra de carbono en el chasis y en multitud de componentes del vehículo, lo que reduce el peso y aumenta la rigidez de forma notable.

Diseño frontal del McLaren 620R.
McLaren 620R, diseño frontal.

Las suspensiones y el sistema de frenos también tienen una configuración específica para soportar largas tandas de circuito, por lo que todo está preparado para sacarle el máximo rendimiento sin preocuparte demasiado.

Solo unos pocos privilegiados podrán probar el nuevo McLaren 620R, que verá la luz en 2020. Aunque aún no tenemos datos sobre el precio, todo apunta a que será tan inalcanzable como dentro de la pista.