Honda e, un eléctrico con estética ‘retro’ y tracción trasera

Enrique Canivell · 4 septiembre, 2019
El Honda E es un eléctrico práctico para el día a día, pero tiene el aliciente de la propulsión junto a un par motor elevado... ¡Podría ser hasta divertido!

Ya está al caer. La marca japonesa ha desvelado las primeras imágenes del Honda e –un eléctrico muy especial por su estética vintage y su condición de tracción trasera– en su versión definitiva de producción, así como algunos detalles técnicos más, antes de su presentación oficial en el Salón del Automóvil de Frankfurt 2019, que se celebra entre el 12 y el 22 de septiembre. 

Su diseño clásico no deja indiferente a nadie

Desde luego, combinar la tecnología de la propulsión eléctrica con una estética ‘retro’ es cuanto menos llamativo. Pero a los que nos consideramos aficionados del automóvil no nos deja de parecer todo un acierto. En una época en la que los coches son tan parecidos –y hasta anodinos– se agradece la originalidad.

Y es que las líneas de este Honda e, que mide 3,9 metros y se clasifica en el segmento B, son bastante rectas y cuadradas, pero no exentas de músculo, como bien se puede apreciar en sus anchas aletas. Esa sencillez puede parecer muy atractiva a algunos y desfasada a otros, pero desde BuscoUnCoche la consideramos un acierto.

Trasera del Honda e
Trasera del Honda e.

Tanto delante como detrás no podemos evitar fijarnos en los faros y pilotos redondos, integrados en zonas oscuras que dan carácter al conjunto. Delante simula una calandra cerrada –no hay que refrigerar un motor de combustión  y así mejora la aerodinámica– y detrás recuerda en cierto modo al recurso utilizado por el clásico Peugeot 205, también empleado por el actual Peugeot 208 2019, un homenaje al 205 con veersión eléctrica incluida, por cierto.

También van oscurecidos –y combina a la perfección– las llantas, el techo con un discreto alerón y los bajos y taloneras.

No podemos pasar por alto que no hay espejos exteriores, algo que también mejora la aerodinámica. En su lugar se emplea un sistema de retrovisores por cámara que sustituye a los convencionales. Las imágenes se proyectan en dos pantallas de seis pulgadas que están en el habitáculo.

El tecnológico interior del Honda e

Si pasamos al interior, el Honda e combina el toque clásico de la madera con un moderno panel digital de cinco pantallas que se extiende a lo largo de todo el salpicadero. La zona de mayor tamaño la ocupan dos pantallas táctiles de 12,3 pulgadas desde las que se operan y visualizan las principales funciones del sistema de infoentretenimiento.

Interior del Honda e
Interior del Honda e.

Moderno y conectado, cuenta con un asistente personal basado en la inteligencia artificial, así que cuenta con control por voz para las aplicaciones y servicios. Honda asegura que este sistema presenta tiene la cualidad del aprendizaje automático, mediante el cual la tecnología desarrolla con el tiempo una mejor comprensión de la voz de su conductor.

Además, para el smartphone está la aplicación My Honda+, por la que se puede acceder a diferentes funciones y parámetros como los que a continuación listamos:

  • Navegación desde el móvil.
  • Informe de las condiciones del vehículo.
  • Control remoto de la climatización.
  • Supervisión de la seguridad y la geolocalización.
  • Control de carga de la batería.
  • Sistema de supervisión de la autonomía.
  • Búsqueda de puntos de carga para eléctricos.
  • Bloqueo y desbloqueo de las puertas de forma remota.

Motor del Honda e

El corazón del Honda e se sitúa en la parte trasera, así que se trata de un coche de propulsión, lo que junto a una batalla de 2500 milímetros, un bajo centro de gravedad y la respuesta inmediata del acelerador, esperamos que se traduzca en un coche divertido de conducir. Lo que es seguro es que, con el propulsor por detrás del eje trasero, tendrá una gran capacidad de tracción; que se lo digan al Porsche 911

El motor eléctrico rinde nada menos que 315 Nm de par y 136 CV o 154 CV, según la opción escogida. De esta manera, es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en unos ocho segundos, nada mal para un utilitario.

Por su parte, la batería de 35 kWh ofrece una autonomía estimada de 220 kilómetros, suficiente para uso diario. Además, su capacidad de carga rápida permite recuperar el 80 % de su autonomía en media hora, un dato que conviene tener en cuenta.

Nota: la marca no ha facilitado aún los precios del Honda e, pero de ser asequible, estamos seguros de que se venderá ‘como churros’…