Honda CR-V 2017: mayor espacio y comodidad

El Honda CR-V se maquilla para adaptarse al mercado actual, sin perder por ello ni su esencia ni el estilo peculiar de su primer diseño.

El Honda CR-V es un modelo de vehículo todoterreno lanzado por primera vez en el año 1996, con cinco generaciones hasta el 2017. En su primera versión, este cinco puertas incorporaba una opción muy particular: la posibilidad de conectar automáticamente la tracción en el eje trasero en caso de que hubiese pérdida de adherencia en el delantero.

Esta novedosa tecnología, conocida como Real Time 4WD, se ha ido mejorando a lo largo de las dos décadas de historia de este vehículo, logrando cada vez una mayor fiabilidad y seguridad. Con ello, el CR-V se va posicionando como un hito más en la historia de Honda.

Honda CR-V a la última

Estética exterior moderna y robusta

La quinta generación del Honda CR-V acumula más de dos décadas de mejoras, resultando en un vehículo con estética agresiva y conducción agradable. Su escape cromado y una antena tipo tiburón aportan detalles elegantes a una estética robusta, mientras que el particular diseño de sus luces traseras sorprenderán a quienes adelantes en carretera. Además, sus luces frontales con tecnología LED poseen modos de autoapagado y autoencendido.

Diseño interior elegante y, sobre todo, cómodo

Por otro lado, el diseño interior del Honda CR-V fusiona comodidad y elegancia, con sus múltiples accesorios forrados en piel, como los asientos, el volante y la palanca de cambios. El techo solar y el mayor espacio entre asientos aumentan la sensación de amplitud. Además, el diseño del vehículo consigue reducir el ruido y las vibraciones, para una óptima experiencia de viaje.

Nuevo Honda CR-V 2017, con gran diseño interior y exterior.
Interior del nuevo honda CR-V.

Los pasajeros encontrarán varios puertos USB de carga rápida y varios compartimentos de almacenaje, además de un maletero de 589 litros, pudiendo ampliarse hasta los 1 669 litros al plegar los asientos traseros.

El diseño interior del Honda CR-V consigue una óptima experiencia de viaje

En cuanto al espacio del conductor, este disfrutará de la última tecnología a su alcance, con un panel de control que le aportará toda la información sobre el viaje. Entre la multitud de comodidades está el manos libres, navegador, datos del consumo y mucho más.

Incorpora una pantalla LCD de 7″ que permite una interfaz de alta resolución, pudiendo también sincronizar con el vehículo tu dispositivo Apple o Android mediante tecnología Bluetooth. Los pequeños detalles de nuevo marcan la diferencia.

Una apertura de puertas a 85 grados facilita el acceso al vehículo y el sistema keyless permite un encendido del motor sin sacar la llave del bolsillo. Además, el maletero posee un mecanismo automático de apertura y cierre con sensores de movimiento. Esto evita la molestia de abrirlo manualmente cuando se llevan las manos llenas.

Viajes seguros además de cómodos

La tecnología de alerta al conductor incoporada en el CR-V detecta las variaciones en la direccón del vehículo, ayudando al usuario a a ser consciente del nivel de fatiga. Con una sencilla alerta, el coche nos recomendará parar a descansar antes de continuar el trayecto.

Los retrovisores externos amplian el campo de visión, eliminando el riesgo de los puntos ciegos. Las llantas poseen sensores para monitorizar la presión y frenos ABS en todas las ruedas. Con este todoterreno Honda se centra en el confort de los viajeros, con especial atención a la seguridad.

Nuevo Honda CR-V 2017.
La imagen general de la parte traser sigue manteniendo el estilo inicial a pesar de sus rediseños.

Especificaciones técnicas y precios

El Honda CR-V existe en modelo Comfort con motor de gasolina 95, potencia de 155 CV y consumo medio de 7,2 litros a los 100 km. También existe la variante de Elegance Plus con motor diésel de 120 CV o 160 CV, o bien los modelos ExecutiveComfort, de igual forma con diésel y las mismas opciones de potencias. En los casos de diésel, el consumo medio se reduce hasta los 4,5-5,3 litros a los 100 km.

Este interesante vehículo SUV se puede adquirir desde los 26 000 €, con un motor diésel de 120 CV. Pasando a opciones de mayor potencia y con paquetes de extras más completos, se puede llegar al modelo de 41 800 €, con motor diésel de 160 CV y cambio de marchas automático. En la web oficial de Honda es posible configurar el coche a los gustos del cliente.

En cuanto a los detalles técnicos y accesorios, el vehículo tiene la opción de tapicería de tela o piel, caja portaequipajes o soporte para bicicletas en el techo. Además están los deflectores de aire para las ventanas o el emblema lateral con las letras CR-V, con su toque de distinción.

Todos estos accesorios y variantes, especificados en la ficha técnica del vehículo, aumentan tanto el confort interior del vehículo como el atractivo exterior del mismo. Eso sí, con sus consecuentes incrementos de precio. Ahí es donde entra en juego el presupuesto de cada uno. En definitiva, el CR-V nace para competir con otros vehículos todoterreno de fabricación asiática, como el Hyundai Tucson o el Nissan Qashqai.

Te puede gustar