Audi A3, un compacto serio entrado en años

Juan · 4 julio, 2018
Con la próxima generación a la vuelta de la esquina, este vehículo de la marca de los cuatro anillos se puede adquirir en versión Sportback, Sedan o Cabriolet

El Audi A3 es el modelo compacto de la firma alemana y del que se comercia actualmente la tercera generación, la cual data de 2012 y que más pronto que tarde recibirá un relevo generacional. Sea como fuere, es uno de los veteranos de la gama Audi, y uno de los pioneros en el uso de la plataforma MQB.

Comercializado inicialmente como tres puertas y cinco puertas (Sportback), recientemente se les unieron a la gama una versión Sedan y Cabrio. Sin embargo, desde finales de 2017 la variante de 3 puertas ha sido desechada de la gama, eliminada ya del configurador online de la firma.

Diseño exterior e interior

Como no podía ser de otra forma, el frontal está presidido por la parrilla Singleframe junto a unos faros Full LED, acompañados por un paragolpes con unas entradas de aire falsas de grandes dimensiones. El perfil, por su parte, podría definirse como la reunión de las líneas rectas, con una gran horizontalidad y pocas florituras.

Estéticamente el compacto de Audi es una de las opciones más sobrias del segmento C y al mismo tiempo una de las más recomendables.

Audi A3 Sportback
Audi A3 Sportback.

La trasera, en cambio, es una mezcla de lo visto por delante y el lateral; combina cierta agresividad por la forma de los pilotos y el falso difusor con la horizontalidad y solidez que dan las líneas rectas. Las diferencias respecto el Sportback y el Sedan se presentan en el perfil y la zaga, este último lo más parecido a un Audi A4.

El sedan se diferencia del Cabrio por la ausencia de puertas traseras y el techo de lona de accionamiento automático.

En lo que respecta a las versiones deportivas S3, aparte del apartado mecánico, estos integran un kit de carrocería que difiere mínimamente de un A3 equipado con el paquete exterior S-Line. Las diferencias son unas llantas de diseño exclusivo y un difusor trasero acompañado por cuatro salidas de escape.

Atendiendo al interior, nos encontramos con un diseño muy limpio en el que la presencia de botones es casi testimonial, y es que estos quedan reducidos a la climatización y poco más.

Audi A3: interior
Interior del Audi A3.

Destaca la gran pantalla central, por la cual se puede navegar a través de un pad táctil situado en la consola central, mientras que el cuadro de mandos puede ser completamente digital desde la última actualización gracias al Virtual Cockpit. Eso sí, hay que pasar por caja previamente.

Mecánicas

Mecánicamente, el Audi A3 cuenta con una gama paralela en lo que respecta a los combustibles disponibles. Esto quiere decir que tanto los TFSI como los TDI ofrecen la misma potencia: 116, 150 y 190 CV, aunque en el último escalón el TDI pierde 6 CV –184 CV– por cuestiones relacionadas con el control de emisiones.

La variante Sportback cuenta en exclusiva con dos versiones creadas con el ecologismo en mente. Se trata de los g-tron y e-tron.

El Audi A3 g-tron cuenta con una mecánica modificada que admite combustibles alternativos como el metano, mientras que el e-tron es un híbrido de los de toda la vida: motor de combustión + motor eléctrico.

Audi A3 Cabriolet
Audi A3 Cabriolet.

Cerrando la gama por arriba nos encontramos a los S3 en todas sus variantes, los cuales superan la barrera de los 300 CV, lo que deja un amplio margen hasta llegar al Audi RS3, modelo que tratamos aparte por su posicionamiento.

En los S3 la tracción es la conocida Quattro y el cambio de marchas un automático S-tronic de 7 velocidades, elementos que en el resto de la gama son una opción con la que sustituir la tracción delantera y el cambio manual de 6 velocidades.

Precios

En cuanto a la política de precios del Audi A3, no cabe duda que se trata de un vehículo del segmento C premium. Las tarifas parten desde los 26 900 €, cifra que en el caso de optar por la carrocería sedan incluye un sobreprecio de entre 700 y 800 respecto al Sportback.

Mientras tanto, la versión Cabrio se coloca un escalón superior a estos, varios miles de euros más caro a igualdad de equipamiento y motorización. Al menos le queda el consuelo de que esta carrocería no la ofrece ninguno de sus rivales, el BMW Serie 1 y el Mercedes Clase A.