Fiat Tipo 2019: renovación ligera

Alberto Fuentes · 30 diciembre, 2019
El Fiat Tipo 2019 es una actualización de la generación vigente con ligeros detalles estéticos y dos nuevos acabados que dan un poco más de juventud al modelo italiano

El nuevo Fiat Tipo 2019 apenas recibe modificaciones estéticas con respecto al modelo del 2016, aunque se le han añadido dos nuevos e interesantes acabados para darle un poco de aire fresco en cuanto a tecnología.

Nuevo Fiat Tipo 2019

Los cambios que podemos encontrar en el italiano son una multitud de cromados repartidos por los marcos de las ventanillas, faros antiniebla, tiradores de las puertas, molduras laterales y en el perfil inferior de la parrilla que dan un toque más sofisticado al conjunto, pero que simplemente parece un modelo de alta gama del ya existente.

Fiat Tipo 2019.
Fiat Tipo 2019, modelo hatchback.

También incluye nuevos colores como el atractivo Azul Venecia, muy elegante y llamativo, y que queda especialmente bien con el nuevo look cromado del Tipo.

Carrocerías conocidas

La gama del Fiat Tipo 2019 es conocida por sus enormes posibilidades, y en esta nueva versión sigue manteniendo la ventaja de ofrecer tres tipos de carrocería diferentes que se adaptan a las diferentes necesidades, cada cual más bonita que la anterior.

El más vendido hasta ahora ha sido el modelo hatchback y, con los cambios que ha recibido el modelo, seguirá siendo así. La polivalencia de este tipo de carrocería la hace perfecta para largos trayectos en autovía y para callejear y aparcar sin dificultades en la gran ciudad.

El modelo de cuatro puertas aporta ese plus de elegancia de una buena berlina, con una carrocería de tres volúmenes muy diferenciados y una fluidez de líneas muy conseguida. Por contra, la puerta de acceso al maletero es mucho menos práctica y estrecha; no se puede tener todo…

Fiat Tipo 2019.
Fiat Tipo 2019 con carrocería sedán.

O sí, ya que también puedes configurar tu Fiat Tipo 2019 con la carrocería familiar, denominada SW, en la que podrás alojar a toda la familia y los bártulos que sean necesarios con la comodidad que solo este tipo de carrocerías puede ofrecer y con unos generosos 550 litros de capacidad de maletero 100 % aprovechables.

Sin novedades mecánicas ni dinámicas

La gama mecánica no es la más amplia ni la más potente del mercado, pero encaja con la personalidad tranquila del coche. En gasolina cuenta con un modesto 1.4 atmosférico de 95 CV y un 1.4 turbo de 120 CV, una opción muy recomendable.

En cuanto a las mecánicas diésel, el Fiat Tipo 2019 disfruta de un 1.3 Multijet de 95 CV, más que suficiente para un uso normal del coche y con una respuesta más enérgica de la esperada. Aunque si tu carrocería elegida es la familiar, y el coche irá cargado muy a menudo, el 1.6 Multijet de 120 CV le viene como anillo al dedo.

Dinámicamente es un coche muy noble y de reacciones predecibles y seguras. No tiene el nervio de un Ford Focus o un Mazda 3, pero se desenvuelve sin problemas en cualquier tipo de vías. El tarado de suspensión está diseñado para ofrecer el máximo confort, pero al no ser un coche especialmente pesado, no balancea en exceso.

Dos nuevos acabados disponibles

El acabado Mirror representa la mayor novedad del modelo, e incluye todos los detalles cromados citados anteriormente y el logo de Mirror en el pilar B, junto con unas bonitas llantas en 16 pulgadas.

Nuevo Fiat Tipo 2019.
Interior del Fiat Tipo 2019

En cuanto a la conectividad, el Fiat Tipo Mirror incluye el sistema multimedia UconnectTM HD Live con una pantalla táctil de 7 pulgadas. Es compatible con las tecnologías Apple CarPlay y Android Auto, y está disponible con todos los motores del modelo.

Opcionalmente, con este acabado se puede añadir el Mopar Connect, con asistencia en carretera, ubicación del vehículo y auxilio en caso de accidente. Esta opción es muy útil para las grandes empresas porque pueden tener localizados sus vehículos en tiempo real.

La otra novedad es el Fiat Tipo Street, una opción más sencilla, pero con detalles estéticos como las llantas de 16 pulgadas bicolor, las lunas traseras oscurecidas, carcasas en color negro brillante en los retrovisores, la parrilla y los tiradores de las puertas.

La mayor pega de esta configuración es que solo está disponible con el motor gasolina de 95 CV, lo que limita mucho las cosas y se ciñe a los compradores que necesiten el coche mayoritariamente para un uso urbano o un uso no muy exigente en carretera.