SsanYong Rodius

· 7 agosto, 2018
Amplio es la primera palabra que se nos viene a la mente cuando nos referimos al SsangYong Rodius, por ello si algo puede ofrecer este coche de siete plazas es comodidad y espacio garantizado para toda la familia

SsangYong Rodius es una oda a la comodidad. El monovolumen gigante del fabricante coreano goza de amplio equipamiento, confort y precios ajustados; su última actualización le dio una limpieza de apariencia, que lo ajusta a los cánones estéticos de la actualidad.

Con un buen número de extras, buena relación coste-beneficio y un diseño más moderno, este automóvil podría convertirse en una buena opción para olvidar un poco al resto de las marcas tradicionales.

Diseño exterior del SsangYong Rodius

El diseño exterior fue precisamente lo que más se actualizó en la última entrega del SsanYong Rodius. Después de muchos años sin sufrir ningún tipo de retoque, este 2018 pudimos ver un diseño mucho más robusto, deportivo y con una cara frontal que da sensación de amplitud.

Los faros ahora son de LED y forman una especie de V, en paralelo con su franja negra característica. Su parte trasera no ha cambiado demasiado, al igual que el equipamiento interno.

Diseño interior más habitabilidad

Otro aspecto que se sigue manteniendo en este coche de grandes dimensiones, son su habitáculo y equipamiento. Los creadores del SsangYong Rodius saben muy bien que el diseño interno y el confort son precisamente su fuerte.

Interior del nuevo SsangYong Rodious.

Para los que aún no lo conocen, este coche tiene tres segmentos que definen su nivel de equipamiento: Line, Premium y Limited. Comenzando por el segmento más barato, contamos con conectores de 12 voltios, retrovisores calefactados y el resto de los elementos adicionales a los que estamos acostumbrados.

A partir del nivel Premium comenzamos a ver aditamentos bastante atractivos. Los conductores que accedan a este producto tendrán a disposición climatizador automático, volante con multifunciones, navegador con cámara trasera, control de crucero y forros de cuero.

Cabe destacar que este monovolumen tiene sus dificultades para mantener la visión trasera, así que se recomienda optar por modelos que tengan la cámara con visión de 360 grados.

Por su parte, el modelo de lujo tiene toda la tapicería de cuero, lo que genera un ambiente de mayor confort y elegancia. Por si fuera poco, el habitáculo mejora muchísimo incluyendo calefacción en los asientos delanteros y el volante, techo solar eléctrico y llantas más grandes de 17 pulgadas.

Con este tamaño de llantas, la tracción mejora considerablemente, pudiendo equipararse un poco en este aspecto con otros coches similares; se han sumado algunos elementos extra en materia de seguridad. Del resto, el espacio a lo largo y ancho es más que suficiente y debemos recordar que este gigante tiene siete plazas.

Motores y comportamiento

Otra limitación de este vehículo es la oferta una sola motorización, algo que ha ocurrido desde el año 2016. El SsangYong Rodius tiene un motor D22T diésel, de 4 cilindros y 2.2 litros. Su potencia es de 178 caballos de fuerza y entrega un par máximo de 400 nm.

Diseño exterior del nuevo SsangYong Rodius.

Su tope de velocidad es de 187 km/h y tiene un consumo mixto de 7’2 litros con cambio manual. Esta es una de las versiones más eficientes en cuanto a consumo se refiere.

Donde existe opción de personalizar, es en el tipo de cambio. En este sentido, los futuros propietarios pueden elegir entre una transmisión manual de seis cambios o la automática T-tronic de cinco relaciones.

Uno de los aspectos que critican los expertos a muchos de los coches de esta marca es la tracción, que podría ser un poco lenta. Esto y el hecho de que el coche cuenta con pocos dispositivos para la asistencia en la conducción, son quizás sus mayores debilidades.

Lo positivo del comportamiento dinámico de este automóvil es que se comporta con una eficiencia moderada en cualquier terreno. Es una herramienta versátil para muchas situaciones.

Precios

El espacioso SsangYong Rodius tiene un coste inicial que está entre los 25 280 y los 29 000 euros. Su versión Limited automática es la más costosa y asciende a los casi 40 000 euros, por lo que el rango entre modelos no es tan escandaloso.

Una de las mejoras que ha ido introduciendo la marca coreana en este producto es la ampliación de su garantía hasta los 5 años. Con las primeras generaciones las garantías solo duraban tres años.

Básicamente, quienes buscan este coche quieren comodidad, mucho espacio para equipaje y pasajeros y un diseño adaptativo para el campo y la ciudad. Tanto sus equipamientos como su tracción podrían mejorar, pero su rendimiento es el adecuado para una familia un tanto numerosa.