Citroën C1, formato mini para la ciudad

Disponible en versión descapotable, este utilitario cuenta con un precio económico en cualquiera de los niveles de equipamiento; también hay variante automática

El Citroën C1 es un coche pequeño diseñado para la ciudad, cuyo desarrollo fue parte de un proyecto en conjunto con Peugeot y Toyota, de ahí que fuera producido conjuntamente con el Peugeot 108 y el Toyota Aygo.

Actualmente, el Citroën C1 se comercializa con carrocería de tres y cinco puertas, más una versión descapotable llamada C1 Airscape. Una de las grandes ventajas de este coche es que, gracias a sus mediadas, se vuelve muy útil en la ciudad, entre el tráfico y a la hora de aparcar.

Esta nueva generación se lanzó en inicios del año 2014 y trajo mejoras en todas sus versiones, con mucho más equipamiento y ajustes en su diseño. El C1 le hace frente a rivales como el Ford Ka, el Fiat Panda y el Volkswagen Up.

Exterior

La nueva versión del Citroën C1 cuenta con unas medidas de 3,46 metros de largo, 1,62 metros de ancho y 1,45 metros de altura. Su diseño muestra líneas más sobrias y redondas, la clásica rejilla con la insignia que, a simple vista, lo identifica como un Citroën.

Los faros delanteros presentan un diseño bastante llamativo en dos piezas y la iluminación diurna LED se encuentra incrustada en el paragolpes delantero. En la zaga, el portón se asemeja en diseño al Peugeot 108, en color negro y ascendiendo hasta la luneta trasera, lo que le da un toque elegante.

Citroën C1: trasera
Trasera del Citroën C1.

La iluminación posterior es diferente, los pilotos traseros cuentan con un diseño cuadrado y, bajo este, se encuentra la luz de marcha atrás. Este nuevo modelo del Citroën C1 permite mucha más personalización en combinación de tonos para la carrocería y el techo plegable de la variante Airscape, con seis colores disponibles.

Interior

El interior es bastante confortable para cuatro adultos y se ha mejorado mucho en los materiales utilizados. Las plazas son más cómodas y ahora existen muchos más huecos para portar objetos.

El C1 cuenta con una combinación de colores vibrantes para el salpicadero, los aireadores y la base de la palanca de cambios.

El nuevo Citroën C1 cuanta con un sistema de infoentretenimiento llamado Touch Drive, con una pantalla táctil de siete pulgadas. Este sistema permite conectar el móvil y proyectar lo que muestra en la pantalla de manera intuitiva y fácil de usar.

El maletero cuenta con una capacidad de 196 litros y, con las plazas traseras abatidas, se aumenta a 780 litros, lo que facilita las grandes cargas cuando es necesario.

Citroën C1: interior
Interior del Citroën C1.

Equipamiento

Existen tres niveles disponibles de equipamiento: Live, Feel y Shine. El acabado más básico, Live, incluye control de tracción, asistente de arranque en pendiente, airbags frontales, laterales y de cortina, ABS con ayuda de emergencia, encajes Isofix, ordenador a bordo, llantas de 14 pulgadas, detector de baja presión de neumáticos y luces LED de marcha diurna.

El Feel suma a lo anterior elevalunas eléctricos delanteros, cierre centralizado con mando a distancia, asiento del conductor regulable en altura, asientos traseros abatibles, MP3 con USB, aire acondicionado, tiradores de las puertas del color de la carrocería; las variantes con motor Puretech 82 CV añaden limitador de velocidad y el VTi 68 ETG suma volante de cuero y Bluetooth.

El Citroën C1 en el acabado Feel del Airscape, le suma capota eléctrica, carcasas de retrovisores de color negro, cuentarrevoluciones y Bluetooth.

Por último, el acabado Shine es el más completo, con retrovisores eléctricos y térmicos, llantas de aleación de 15 pulgadas, volante en cuero, Mirror Screen, Bluetooth, pantalla táctil de siete pulgadas, detalles en cromado en los marcos de las ventanillas. El Airscape Shine añade la capota eléctrica y las carcasas de retrovisores de color negro.

Motores

El Citroën C1 monta dos motores de gasolina. La opción más potente es un motor 1.2 PureTech de 82 CV y, como alternativa más modesta, un 1.0 VTI de 68 caballos.

Para aquellos que quieran un coche automático para ciudad puede ser una buena opción el 1.0 VTI de 68 caballos, ya que llega asociado a una transmisión automática, mientras que al modelo de 82 caballos se le reserva el cambio manual.

Son motores suficientes para mover el coche cómodamente por la ciudad y muestra un consumo de 4,3 l/100 km y una tasa de emisiones de CO2 de 99 g/km, en el caso del modelo de 82 caballos.

Lo compacto es lo mejor para la ciudad

El apartado de precios del C1 es bastante accesible, ya que empieza a cotizarse desde unos 12 000 euros y no pasa de los 15 000 euros. Es un coche excelente para la ciudad y una buena primera opción para un público joven o aquellos que solo necesitan movilizarse dentro de su zona.

Es un vehículo con un buen nivel de equipamiento, pero con unos motores bastante modestos. Sin embargo, el C1 está para cumplir las necesidades.

Categorías: Citroën Etiquetas:
Te puede gustar