Voy a ser padre, ¿qué coche me compro?

· 12 junio, 2018
Si no es el primer hijo, quizá ya poseas un coche de familiar; en caso contrario, podrías plantear renovar el coche de la familia a algo que de verdad cumpla con las necesidades que tengas; conoce las mejores ofertas del mercado

La oferta de vehículos en la actualidad es muy variada y se adapta a todo tipo de necesidades. Con el paso del tiempo, las situaciones de las personas cambian por completo, deciden formar una familia la cantidad de personas en el hogar aumenta y al momento de transportarse, sale la interrogante ‘¿Qué coche me compro?’

Un bebé necesita cuidados extra, por lo que el vehículo necesita un toque extra que nunca antes te habías planteado. Al momento de comprar un nuevo coche, con el bebé, como principal factor de influencia, deber tener en cuenta las siguientes características para su seguridad.

El espacio

Al tener un bebé, tendrás que transportar muchas cosas; sillas de paseo, pañaleras o asientos de bebé serán las primeras cosas que metas en el maletero del coche, por lo que necesitarás bastante espacio.

Si es una familia pequeña un monovolumen de cinco plazas es más que suficiente ya que tendrás espacio para las cosas del bebé y para una habitabilidad cómoda.

Nuevo Renault Scenic 2018

El espacio es clave y no solo en el maletero, necesitas que el coche sea lo suficientemente espacioso para que puedas moverte con comodidad al momento de atender a tu infante en las plazas traseras y también, ajustar el asiento del bebé.

Anclaje Isofix

Ya hemos mencionado en un par de oportunidades a las sillas de bebé, y para poder ajustarlos, necesitas el anclaje Isofix. Cuando estés en busca de un coche nuevo, preguntarás muy seguido por esta característica. Ya que le proporciona seguridad al asiento donde irá tu bebé.

Las anillas vienen soldadas a la carrocería del vehículo y en dichas anillas se engancha la silla empujándola directamente contra el punto de anclaje. De esta manera es más seguro para tu bebé y reduce hasta un 22% las lesiones de gravedad en el infante.

innovaciones en seguridad vial, ciclista, bebe, cinturón de seguridad.
Algunas de las principales propuestas innovadoras están enfocadas a salvaguardar a los más pequeños.

¿Qué coche me compro?

Luego de tener en cuenta ciertos aspectos clave para la adquisición de un vehículo, aún no hemos descifrado la pregunta clave de este asunto.  Todo depende de las necesidades que tenga tu familia.

Si es primer hijo o aún es una familia de cuatro personas, un compacto es una buena opción, ya que mucho de estos modelos ofrecen un tamaño cómodo para la ciudad, pero con un buen espacio de habitabilidad y a precios bastante asequibles.

Los utilitarios o los monovolumen también son una excelente alternativa si no se hacen viajes muy largos más de dos veces al año. Aunque su espacio es bastante reducido por lo que es recomendable para familias pequeñas.

Si no crees que un monovolumen o un coche más familiar se adapte a gustos por mera estética, entonces los SUV son una opción un poco más acorde y, por supuesto, a fines de espacio vienen como anillo al dedo.

Si tu familia es grande y tiene seis integrantes los monovolúmenes o SUVs de siete plazas; cuentan con habitabilidad suficiente para cada integrante de la familia y con una capacidad bastante buena en el maletero.

Opciones a comparar

Renault Megane

Uno de los modelos insignia de la compañía francesa. El maletero cuenta con 384 litros, más que suficiente para el equipaje extra que el bebé requiere, como su silla de paseo. Este compacto es ideal para la ciudad; unas dimensiones generosas, y un interior bastante cómodo para los ocupantes.

Su apartado de seguridad incluye el anclaje Isofix, asistentes de frenada, regulador de velocidad y seis airbags. Cuenta con una motorización más que adecuada con un abanico de potencias de 90, 100, 110, 130, 153, 165 y 205 caballos. Su coste está desde 20 000 y 30 000 euros.

Nissan Qashqai

Un SUV recomendado para esta ocasión gracias a su aspecto moderno y su espacioso habitáculo y un apartado de seguridad de 10. Se integran sistemas de conducción y de frenada, además de un sistema anticolisión frontal y detección de peatones.

El apartado de motores de esta camioneta son dos en gasolina turboalimentados, 1.2 DIG-T de 115 CV y 1.6 DIG-T de 163 CV; y en Diésel, propulsores 1.5 dCi de 110 CV y 1.6 dCi de 130 CV. Su precio empieza a cotizarse desde 22 000 euros hasta unos 36 000 euros.

¿Qué coche me compro? Este par de vehículos antes mencionados son una buena opción. Sin embargo, puedes encontrar alternativas que se adapten más a tu estilo y necesidades. Todo depende de cómo esté o vaya a estar conformada tu familia.