Franquicia y fianza al alquilar un coche

Si queremos alquilar un coche, nos vamos a encontrar con estos dos supuestos que pueden confundirse, pero que tienen distinto fin; conocer la cuantía de ambos nos ayudará a usar el vehículo con tranquilidad

Os explicamos las diferencias entre la franquicia y la fianza a la hora de alquilar un coche. Este proceso puede resultar algo complicado en cuanto a los trámites administrativos, por lo que es importante conocer bien los detalles para evitar problemas y costes añadidos.

¿Qué es la franquicia al alquilar un coche?

La franquicia en un coche de alquiler es el importe máximo que tendrás que pagar en caso de que el coche sufra un accidente, un robo o un gran daño.

El importe total de la franquicia en un coche de alquiler oscila entre unos pocos cientos de euros a miles de euros. Esta cifra variará según la compañía de alquiler de coches y la categoría del coche alquilado.

Cuando el cliente devuelve el coche, la compañía comprueba que no haya ningún daño en el vehículo, y que este está en las mismas condiciones en las que te lo entregaron. Si todo está correcto, no te cobrarán nada a mayores.

Un chico comprando un coche nuevo.

En caso contrario, la compañía te cobrará la parte correspondiente del importe de la franquicia, pero nunca más que ese coste. La franquicia es el importe máximo que tendrás que pagar en caso de daños al vehículo, y depende del tipo de cobertura del seguro que hayas contratado.

Limitaciones de las franquicias

Los seguros de los coches de alquiler reducen la cantidad que hay que pagar en caso de problemas, pero tienen ciertas limitaciones. Esto se debe a que hay eventos que no están cubiertos.

En estos casos, como la franquicia no tiene validez, el cliente tendrá que pagar el importe total de la reparación. Algunas de estas limitaciones son comunes a todas las empresas de alquiler de coches, pero otras son específicas de cada compañía. Por ello, antes iniciar los trámites será importante conocer los detalles del contrato de alquiler del vehículo.

Como norma general, ningún seguro cubre las reparaciones en caso de que el daño haya sido causado por negligencia del conductor.

Este tipo de negligencias son, por ejemplo, un exceso de la tasa de alcohol, conducir en dirección contraria o un mal uso de la caja de cambios en los vehículos manuales. Será en estos casos cuando la franquicia no tendrá validez, y el cliente tendrá que asumir todos los gastos.

¿Qué es la fianza al alquilar un coche?

A la hora de alquilar un coche, otro tipo de trámite que realizará la compañía será la fianza. Esta será una retención que la compañía le hará al cliente a modo de depósito.

Hace unos años, la mayoría de las empresas de alquiler de coches retenían la cantidad total de la franquicia como bloqueo. Sin embargo, esta es una práctica que está dejando de hacerse.

Además, también encontrarás unas pocas pocas compañías que no te retengan nada al recoger el coche de alquiler, aunque es muy probable que, contratando el seguro de mayor categoría sin franquicia, se reduzca la cantidad retenida o incluso no te retengan nada.

¿Cómo alquilar un coche sin franquicia?

El seguro a todo riesgo sin franquicia es la cobertura con la que puedes eliminar el importe de la franquicia al alquilar un coche. El precio es algo mayor, pero la cobertura se encargará de todas las reparaciones en caso de accidente y te retendrán un bloqueo en tu tarjeta o depósito mucho más bajo en la mayoría de los casos.

Por otro lado, contratar un seguro a todo riesgo sin franquicia no significa obligatoriamente que no te vayan a bloquear nada en la tarjeta de crédito. Lo habitual es que se rebaje considerablemente la cantidad total que bloquean. Sin embargo, hay algunas empresas de alquiler de coches que sí dejan a cero el bloqueo si eliges el seguro sin franquicia.

Debido a esto, puedes valorar si te vale la pena, según tu historial de siniestralidad, contratar un seguro sin franquicia. Si tienes más de un parte al año en tu seguro habitual, la franquicia no suele resultar rentable. Además, recuerda que tu siniestralidad aumenta con un coche de alquiler y al circular en ciudades que no conoces.

Como hemos comentado al principio, los trámites a la hora de alquilar un coche pueden resultar algo complejos. En definitiva, lo mejor será contar con toda la información posible para poder elegir la opción más económica.

Categorías: Alquiler Etiquetas:
Te puede gustar