Skoda Scout: el coche perfecto para el turismo familiar

· 29 septiembre, 2018
El nuevo Scout permite una conducción fuera del asfalto más segura y sencilla, gracias a una suspensión adaptada y unos neumáticos que aumentan a la carrocería 30 milímetros del suelo

El Skoda Scout, es un coche ideal para conducir por terrenos alejados del asfalto, o como se denominan en la actualidad offroad. Estos vehículos han aumentado su volumen de ventas.

Se ofrecen cinco plazas muy cómodas, además un maletero alcanza los 580 litros de volumen. Sus dimensiones son 4,58 metros de longitud y 1,53 metros de altura.

El Scout 2017 posee los cambios de exterior y de equipamiento que Skoda ha implantado en toda la gama del Octavia. La nueva versión cuenta con carrocería familiar.

Diseño exterior

El Scout cuenta con una parte frontal mejorada que implica unos faros delanteros divididos en dos porciones; además, puede incorporar tecnología Full LED- y una parrilla delantera más grande y atrayente. De igual forma, los grupos ópticos traseros y las luces antiniebla fueron renovadas.

Interior del Skoda Scout.

Pero la mejora más interesante es el incremento de su altura libre al suelo 30 mm más; también las protecciones plásticas en sus bajos, así como un splitter frontal y un difusor trasero.

Diseño interior

El Scout es un coche con mucha amplitud, espacioso. En las plazas de atrás o posteriores dispone de mucho espacio para las piernas y para la cabeza.

Se puede optar por equiparlo con un techo panorámico de cristal. Los 138 cm de anchura entre puertas servirán para que dos adultos viajen cómodamente durante mucho tiempo. Las butacas o asientos son placenteros elaborados con materiales de calidad.

El maletero tiene un volumen de 610 litros, uno de los más espacioso dentro de los vehículos de su tipo. Además, se destaca por la cantidad y diversidad de elementos prácticos y de fijación de que dispone; ya sea por traerlo como estándar o por equipamientos opcionales.

El maletero contiene cintas elásticas, huecos compartimentados en las paredes laterales, perchas y ganchos metálicos, así como una toma de 12V.

Entre las diferentes opciones del habitáculo, están: una alfombrilla reversible (por un lado, es de moqueta y por el otro de goma), un piso con posibilidad de colocarlo en dos alturas distintas, un saco porta esquís, una bandeja cubre maletero con bolsa multiusos incorporada.

Los materiales empleados para fabricar el interior del coche son muy agradables a la vista y al tacto; además están muy bien acoplados entre sí (no se escuchan ruidos por desajustes).

Características del Skoda Scout.

Prácticamente todos los portaobjetos tienen el fondo tapizado o cubierto de goma. La guantera tiene un tamaño estándar y está tapizada, posee luz y una salida del sistema de ventilación.

Equipamiento

El equipamiento funcional incluye el climatizador bizona, un radio CD con MP3 Swing, ocho (8) altavoces y conexión externa auxiliar y volante multifunción. Cuenta con el paquete Offroad, que incluye la protección de los bajos y una mayor altura de la suspensión y también neumáticos de aleación de 17” modelo Proteus.

También se dispone de nuevos sistemas multimedia: Bolero, Amundsen y Columbus; tienen una pantalla táctil de 8 pulgadas, en los dos primeros casos y de 9,2 en último.

Con una conexión Bluetooth para el teléfono móvil y de forma opcional, pueden ser compatibles con los sistemas CarPlay de Apple y Android Auto de Google o poseer un receptor de radio digital (D B).

Por otra parte, se dispone de encendido automático de luces, sensor de lluvia, cierre centralizado SAFE, o control de velocidad Tempomat.

Motorización y mecánica

Desde el punto de vista de la motorización y la mecánica, se incorpora un motor TSI de 1.8 litros que desarrolla 160 CV de potencia.

Se provee exclusivamente con cambio manual de 6 marchas y la tracción en las cuatro ruedas. La mejora de los beneficios es importante, sobre todo por el incremento de la fuerza constante desde bajas revoluciones.

El Scout TSI es capaz de acelerar hasta los 100 km/h en un tiempo de 8.4 segundos.  De igual manera ahora puede alcanzar los 211 km/h, 11 km/h más. El otro motor disponible es el TDI de 2.0 litros y 140 CV, que ofrece un par máximo mayor de 320 Nm a sólo 1.750 rpm.

En materia de seguridad, se ha incorporando el control de estabilidad ESP, el de tracción ASR, el asistente anti-patinaje MSR, los reposacabezas activos, y los airbags frontales y laterales para la fila delantera y de cabeza.

Precio

El precio de Skoda Scout es el siguiente:

  • Scout 1.8 TSI 160 CV– 28 200 euros.
  • Scout 2.0 TDI DPF 140 CV – 28 610 euros.