Audi Q5 55 TFSIe quattro, un SUV deportivo e híbrido enchufable

Enrique Canivell · 22 mayo, 2019
El Audi Q5 55 TFSIe quattro goza de un eficiente y prestacional sistema de propulsión con el que... ¡se puede circular hasta 135 km/h en modo eléctrico!

La tendencia hacia la electrificación por par parte de Audi es una realidad. Y es que la firma de los cuatro anillos, que ya contaba con el Audi e-Tton eléctrico, suma a su gama una alternativa más versátil por la posibilidad de circular a diario en modo 100 % eléctrico y hacer viajes largos sin preocuparse de los escasos puntos de carga para coches eléctricos en España: se trata del Audi Q5 55 TFSIe quattro.

Este SUV híbrido enchufable, con prestaciones propias de deportivo, goza de una autonomía eléctrica en ciclo de homologación WLTP que supera los 40 kilómetros, lo que le da derecho a utilizar la etiqueta Zero de la DGT. Con este distintivo se puede circular por el centro de las grandes ciudades durante los episodios de alta contaminación.

Diseño y equipamiento del Audi Q5 55 TFSIe quattro

Este todocamino derivado del Audi Q5 presenta detalles estéticos del paquete exterior S line que le otorgan un aspecto más deportivo: paragolpes delantero y trasero ‘S’, difusor con doble cierre en la zona posterior y un diseño exclusivo para la rejilla de la parrilla, con varios elementos en cromado oscuro.

Audi Q5 55 TFSIe Quattro: trasera
Trasera del Audi Q5 55 TFSIe Quattro.

El Audi Q5 55 TFSIe quattro incluye un amplio equipamiento de de serie, entre el que se incluyen los faros Audi Matrix LED, control de crucero adaptativo, asientos deportivos, climatizador de tres zonas y pantallas específicas para híbrido enchufable.

En cuanto a la habitabilidad, los asientos traseros se pueden desplazar longitudinalmente, lo que varía la capacidad del maletero o el espacio para las piernas. También cuentan con ajuste del ángulo de inclinación del respaldo. 

Audi Q5 55 TFSIe Quattro: lateral
Lateral del Audi Q5 55 TFSIe Quattro.

Este SUV cuenta con llantas de 19 pulgadas y cinco radios.

Sistema de propulsión híbrido enchufable

En lo relativo a su mecánica, está compuesta por un 2.0 TFSI de gasolina turboalimentado que rinde 252 CV y 370 Nm, el cual se combina con un motor eléctrico de 141 CV y 350 Nm para rendir conjuntamente 367 CV y 500 Nm. Puede acelerar de 0 a 100 km/h en solo 5,3 segundos.

Asociado a un cambio automático S tronic de 7 velocidades, el sistema de propulsión ofrece tres modos modos de conducción: híbrido, battery hold –por el que se mantiene el nivel de batería– y eléctrico, con el que se puede circular hasta los 135 km/h.

Audi Q5 55 TFSIe Quattro: toma de carga
Toma de carga del Audi Q5 55 TFSIe Quattro.

Según la homologación, el consumo medio rondaría los 2,5 l/100 km, siempre y cuando contáramos con el máximo nivel de batería, la cual se recarga por completo durante la noche –en el domicilio– en unas seis horas.

La potencia se pone en el suelo mediante el control inteligente de la tracción a las cuatro ruedas. En este caso, el sistema quattro funciona mediante sensores y análisis de datos de conducción y comportamiento.

De esta manera, con bajas cargas y mientras haya grip, se circulará como tracción delantera para mejorar la eficiencia, pero el sistema 4×4 siempre estará preparado para accionarse rápidamente en tres fases: proactiva, predictiva y reactiva.