Desvelado el Audi A3 2020 Prototype con sorprendentes resultados dinámicos

Juan · 27 abril, 2020
El nuevo A3 será el más dinámico jamás creado por la marca, por varios motivos. Te contamos más sobre ello a continuación.

Audi caldea el ambiente pre-Salón de Ginebra publicando en las redes las primeras imágenes del Audi A3 2020 Prototype, o lo que es lo mismo, el prototipo final de la cuarta generación del modelo. Aunque se haga llamar A3, no se puede ocultar que estamos ante la versión deportiva intermedia, el S3 Sportback.

Aun camuflado, poco o nada queda por esconder hasta que se presente oficialmente. Más allá de ver cómo casan las nuevas tomas de aire (falsas dicho sea de paso) con una carrocería pintada y no vinilada para despistar como es el caso. Además, desde Audi aseguran que será el A3 más dinámico jamás creado.

Tracción Quattro

Sus claves son la tracción Quattro, la dirección progresiva, la suspensión adaptativa y los modos de conducción.

Tanto el nuevo A3 como el S3 contarán con un nuevo sistema de tracción (Quattro), que consistirá en un embrague electrohidráulico, que conectarán ambos ejes, con separadores bañados en aceite.

Por otra parte, será posible apreciar que su funcionamiento será muy simple: contará con unos discos de fricción metálicos que se acoplarán (o no, según sea el caso) a los embragues para unir el eje posterior.

Se ha trabajado en la gestión electrónica del sistema para adaptarlo a las necesidades dinámicas del vehículo, según el modo de conducción seleccionado. Por lo tanto, en combinación con otras mejoras que muestra el Audi A3 2020 Prototype, se ha conseguido un rendimiento más deportivo.

Audi A3 2020 Prototype: lateral.
Vista lateral del Audi A3 2020 Prototype.

Para una óptima distribución del par, se tienen en cuenta parámetros como los sensores ubicados en la suspensión, condiciones de conducción y estado de la carretera, e incluso el estilo de conducción.

En condiciones normales, la mayor parte del par se transmitirá a las ruedas delanteras, pero cuando se requiera un extra de empuje o haya pérdidas de motricidad, casi instantáneamente se enviará par a las ruedas traseras. Para que esto ocurra, una bomba eléctrica aplica hasta 44 bares de presión a los embragues multidiscos.

Cuanto mayor sea la presión ejercida, mayor será la cantidad de par enviada a las ruedas traseras, pudiendo llegar al 100 %. También se enviará potencia al eje trasero cuando se seleccionen los modos de conducción más deportivos con el fin de incrementar la dinámica de conducción.

Con el reparto de pesos en mente, la caja del embrague se sitúa en el extremo posterior del eje de transmisión, por delante del diferencial trasero.

Dirección progresiva

Clave en la puesta a punto del nuevo A3, la nueva dirección progresiva permitirá ofrecer las dos caras de la moneda: maniobrabilidad y confort en uso urbano, junto a dinamismo y deportividad en conducción alegre. Lo logrará gracias a la desmultiplicación variable, según el ángulo de giro del volante.

Audi A3 2020 Prototype: frontal.
Frontal del Audi A3 2020 Prototype.

Contará con solo 2,5 vueltas entre topes. A mayor velocidad, la asistencia de la dirección disminuirá, permitiendo al conductor una mayor conexión con lo que pasa en las ruedas y eliminando el parásito de la asistencia excesiva con cero comunicación con la carretera.

Suspensión adaptativa

Junto a la dirección progresiva, la suspensión adaptativa también trabaja para ofrecer lo mejor de los dos mundos. Serán tres los niveles de dureza disponibles. En función del modo elegido, el líquido hidráulico de los amortiguadores fluirá más o menos lento, lo que repercutirá en una mayor o menor dureza.

Para calibrar el comportamiento de la suspensión, varios sensores medirán la aceleración vertical de la carrocería y de las propias ruedas. Para ello procesarán la información en milisegundos y adaptarán cada amortiguador, de forma individual, a las condiciones de la carretera.

Modos de conducción

Con el Audi Drive Select se podrá modificar el comportamiento de la suspensión, transmisión y motor con cuatro perfiles ya configurados, además de otro de libre configuración para que el propio conductor lo adapte a sus preferencias. Estos modos son Comfort, Auto, Dynamic, Efficiency e Individual.

Audi A3 2020 Prototype: trasera.
Trasera del Audi A3 2020 Prototype.

Otros elementos que variarán su funcionamiento según el modo de conducción seleccionado son los pretensores del cinturón de seguridad, el control de crucero adaptativo e incluso el sistema de climatización. La tecnología de Audi cada vez llega más lejos para hacernos la vida más fácil.

Estética

Pasando al plano estético, estamos ante un Audi S3 Sportback, y gracias a la libra de camuflaje podemos intuir en mayor medida cuál será su aspecto. Los grupos ópticos Matrix LED serán más afilados, mientras que las tomas de aire delanteras ganarán en tamaño, aunque dejarán ver que no son funcionales.

La zaga también tendrá tomas de aire falsas a ambos lados del difusor.

La parte posterior quedará presidida por un difusor más atractivo que el actual y un discreto alerón en el techo. Se mantendrá la cuádruple salida de escape, característica de todos los modelos S de Audi. Un detalle extendido en la última hornada de lanzamientos es la triple parrilla bajo el capó, herencia del Audi Sport Quattro.