¿Son ecológicos los coches eléctricos?

· 4 abril, 2018
La prensa y las medidas estatales están a favor de incentivar la compra de los vehículos eléctricos, pero sigue existiendo una duda razonable sobre su presupuesta aportación ecológica

En la actualidad se nos vende la idea de que los coches eléctricos aminorarán el problema de la contaminación ambiental. Ciertamente, esta tecnología tiene el potencial de reducir las emisiones de carbono. Pero en realidad… ¿son tan ecológicos como parecen?

Según algunas informaciones, se trata de una cuestión relativa. En ciertas condiciones los coches movidos por propulsión eléctrica serían casi tan nocivos como los vehículos diésel. Todo parece indicar que el aporte ambientalista del motor eléctrico dependerá del país en donde nos encontremos.

El informe de Bloomberg New Energy

La contaminación no depende solo del tipo de automóviles que hay en un país. Sí las baterías de los coches eléctricos se recargan con electricidad generada por carbón, la reducción de emisiones será baja. Al menos esto es lo que revela un informe realizado por la firma Bloomberg New Energy.

Coche eléctrico recargando.

Bajo esta visión, comprar vehículos impulsados por electricidad es apenas una parte de la solución. Las mejoras ambientales dependerán de la forma en que cada país afronta la generación eléctrica.

Y siendo exactos, el coche eléctrico solo genera un 20% de beneficio ambiental en países que producen electricidad mediante el carbón. Así lo indicó otro informe elaborado por la Unión de Científicos Preocupados (UCP).

El problema de la generación eléctrica

Siguiendo la lógica anterior, los países con fuentes hidroeléctricas obtendrán mejores resultados con el coche eléctrico. Pero incluso muchos de estos aún alternan el carbón como medio de generación eléctrica.

Lo peor es que cualquier factor económico puede incidir en esta realidad. Por ejemplo, en Inglaterra se incrementó el uso del carbón para la generación de energía eléctrica en un 40%. El motivo está en el aumento en los precios del gas utilizado para el mismo fin.

El panorama parece mucho más pesimista en países como China, donde casi toda la energía proviene del carbón. De nada servirá cargar las baterías de nuestro automóvil eléctrico, si lo hacemos con electricidad generada por hidrocarburos.

En Europa los coches eléctricos podrían sí podrían ser ecológicos

El informe de la UCP también indica que las mejoras ambientales serían mayores en países que generan electricidad a partir de energía verde. En estos casos, los coches eléctricos serían entre 40 y 50% más limpios que los de diésel o gasolina.

Bajo esta perspectiva, países como Francia, Noruega y Alemania podrían lograr buenos resultados con la masificación del motor eléctrico. Incluso en España se cuenta con los recursos necesarios para aprovechar las fuentes de energías renovables.

Con todo ello, el coche eléctrico sí podría ser sustentable en el territorio de la Unión Europea. Esto explicaría el guiño que comienzan a dar los gobiernos europeos al motor eléctrico. No obstante, aún falta mucho para poder apreciar los efectos de un parque automotor impulsado mayoritariamente por electricidad.

La electricidad es la opción más viable

A pesar de todo, la electricidad se muestra como la solución automotriz más sustentable hasta el momento. Y aunque faltan mejoras, su industria está mejor encaminada que, por ejemplo, los coches impulsados por luz solar.

La sustentabilidad del motor eléctrico tampoco puede ser cuestionada. Según la empresa Electric Power Research, los coches eléctricos son 97% más limpios que los tradicionales. Añadido a esto, el progreso paulatino de las ventas sugiere que los consumidores optarán por este tipo de productos.

Al fin de cuentas, el éxito ecológico de esta apuesta dependerá de las inversiones gubernamentales para generar infraestructura. Estructuras para que la generación eléctrica sea limpia y para que los consumidores sientan ventajas en estos automóviles.

Inconvenientes de coches eléctricos

¿Qué se necesita para que el motor eléctrico reduzca la contaminación?

Básicamente, se necesitan procesos de manufacturación de vehículos y recargas menos contaminantes. Esto se consigue con una generación energética mucho más limpia; la infraestructura adecuada para conquistar este objetivo está por ahora en las plantas hidroeléctricas.

A partir de aquí, la siguiente meta es conseguir un parte automotor eléctrico en su totalidad. En esto trabajan actualmente los gobiernos de Europa, en conjunto con los fabricantes del sector de fabricación de vehículos. Para lograrlo, se deben crear más puntos de recarga y coches más eficientes.

En conclusión, el coche eléctrico será ecológico si nos encontramos en países como España, Francia o Noruega. De esta forma, cada conductor deberá analizar la realidad propia de su país antes de optar por esta alternativa.