Mercedes GLA, rompe con lo predefinido

· 22 diciembre, 2017
Pese a su naturaleza de SUV, el Mercedes GLA no da la sensación de saber comportarse fuera del asfalto.

Dentro de la familia compacta de Mercedes, compuesta por cuatro coches diferentes que comparten casi la totalidad de sus componentes, así como las motorizaciones y diseño interior, hay uno que se adapta como un guante a las necesidades del mercado actual, donde los SUV cada vez representan un porcentaje mayor para las marcas; el Mercedes GLA.

La versión crossover del Clase A, de corte más tradicional, fue presentado en 2013. Fue un éxito de ventas de inmediato y, como buen modelo de volumen, ha de mantenerse al día para seguir siendo la opción escogida por los clientes del segmento.

Para ello, la marca sometió al GLA a una ligera actualización en 2017, en la que mejoraba tanto la estética del modelo como los materiales del interior, así como la llegada de tecnologías de nueva factura que dotan al todocamino alemán de una mayor conectividad.

Desdibujando la barrera entre los SUV y los compactos al uso

Puede que llame la atención, lo arriesgada que ha sido la marca en el diseño de un modelo que se encuentra ubicado en un segmento con tanta competencia hoy en día como es el del GLA.

Nuevo Mercedes GLA 2017 2018
El Nuevo Mercedes GLA parece vestir un traje demasiado urbano. Mercedes GLA/Mercedes (mercedes-benz.com).

Las estadísticas de ventas, ponen de manifiesto que el público demanda coches más elevados y espaciosos, ya sea por la necesidad real de estas características, por aparentar con un coche de más estatus o simplemente por moda. Este es el tipo de coche que vende y Mercedes se la jugó, con sorprendente resultados.

Si el Clase A supuso un punto y aparte en la historia del modelo cambiando completamente el concepto y posicionamiento de este, el todocamino derivado debía de marcar las diferencias, y lo hace por los pelos.

Como cualquier coche de estas características, cuenta con las típicas protecciones de plástico por todo el contorno del vehículo, con mayor presencia en la zona baja de los paragolpes. Sin embargo, la altura al suelo del coche no es mucho más alta que la de un compacto al uso, desdibujando esa barrera que marcaba las diferencias entre los dos segmentos.

Que no nos lleve a engaño, el GLA luce como debe de lucir un SUV actual. Sin embargo, no se siente como tal. Puede tener una carrocería voluminosa con unas líneas bien equilibradas en las que destaca la gran parrilla delantera, poca superficie acristalada o enormes pilotos posteriores, así como unas ruedas de gran tamaño, pero no parece que sea capaz de rodar fuera del asfalto de forma satisfactoria. En su defecto, se podría calificar como un compacto con esteróides.

Un interior con poca magia

En cuanto al interior, ninguna novedad si se compara con el de un Clase A, un CLA o un Clase B, con unas calidades excelentes para un compacto (algo justas para un Mercedes), y tecnologías de última hornada en cuanto a conectividad, como el Android Auto o AppleCar.

Nuevo Mercedes GLA 2017 2018
El interior peca de escasa originalidad pese a su buen diseño. Mercedes GLA/Mercedes (mercedes-benz.com).

Combinaciones mecánicas para todos

La gama disponible para el Mercedes GLA se muestra ordenada en el cuadro de versiones situado más abajo en este artículo, pero se puede resumir en que prácticamente, hay un GLA para cada conductor.

Existen ofertas mecánicas de gasolina y diésel, con potencias repartidas en un abanico que parte desde los 122cv hasta más allá de la barrera de los 200cv. Se rumorea que para la segunda generación del modelo, podrían llegar las primeras mecánicas híbridas.

La transmisión, puede ser o bien manual de 6 velocidades o una automática de 7 velocidades disponible como opción (de serie en las motorizaciones más altas). Por último, la tracción total 4Matic queda como elemento opcional y por defecto solo la equipan las versiones más potentes.

Al volante

Una vez en movimiento, el coche muestra unas reacciones neutras con un comportamiento aplomado, resultado de la anchura de los ejes. Las diferencias respecto a un Clase A o un compacto cualquiera son mínimas, reduciéndose a un ligero balanceo de la carrocería, efecto del mayor centro de gravedad del vehículo.

Sea como fuere, los excelentes asientos y la buena insonorización interior hacen que el placer de marcha sea realmente bueno, mientras que el alto perfil de los neumáticos que monta, reducen más si cabe las reacciones producidas por las imperfecciones de la carretera y los baches, ya que con más goma absorbe mejor estos elementos. Sin embargo, este detalle provoca que incluso unas generosas llantas de 18 pulgadas parezcan pequeñas.

Nuevo Mercedes GLA 2017 2018 SUV
La zaga es quizás la parte más robusta del nuevo GLA. Mercedes GLA/Mercedes (mercedes-benz.com).

Versiones

Versión

Potencia / Consumo

Precio*

GASOLINA

Mercedes GLA 180

122cv / 5,7 l/100km

Desde 31.050 €

Mercedes GLA 200

156cv / 5,8 l/100km

Desde 37.300 €

Mercedes GLA 250

211cv / 6,5 l/100km

Desde 47.450 €

DIESEL 

Mercedes GLA 200d

136cv / 4,2 l/100km

Desde 33.650 €

Mercedes GLA 220d

177cv / 4,2 l/100km

Desde 38.925 €

*Precios de concesionario oficial Mercedes

Datos Mercedes GLA

  • 5 puertas
  • 5 plazas
  • Maletero: 421 litros
  • Tracción delantera o total 4Matic
  • Motores de 4 cilindros comprendidas entre los 122cv y los 211cv
  • Consumo y emisiones: desde 4,2 litros y 110 g/km de CO2
  • Cambio manual de 6 velocidades o automático de 7 velocidades
  • Precio: Desde 31.050 € hasta 47.450 €