Toyota Yaris 2017, el rey de la ciudad

· 29 marzo, 2018
El pequeño utilitario del gigante japonés presenta una estética deportiva e incluye una interesante versión híbrida con consumos realmente bajos para la ciudad

Ya está a la venta la nueva generación del Toyota Yaris. Esta nueva versión trae importantes novedades, pero mantiene la exclusividad que le otorga el ofrecer una versión híbrida en su catálogo, algo que no tiene casi ninguno de sus competidores. Como siempre, Toyota marca distancias en este sentido.

Diseño del Toyota Yaris

La novedad más llamativa la descubrimos al mirar la parte trasera del coche. Estrena nuevos pilotos de gran formato, colocados en posición horizontal, lo que le otorga un aspecto más ancho.

Toyota Yaris híbrido: trasera
Trasera del Toyota Yaris híbrido.

Por su parte, en la parte delantera sigue la tendencia del mercado: hacer parachoques con apariencia deportiva, incluso en las versiones básicas.

En el interior encontramos modificaciones en las salidas de aire, volante, cuadro de instrumentos, tapizados y colores disponibles. Todo pensado para dar un toque de modernidad al habitáculo, pero sin un cambio drástico en un salpicadero que ya disfrutaba de muy buena ergonomía.

La pantalla central sigue estando un poco apartada de la vista del conductor; modelos como el Peugeot 208 o el Mazda 2 aportan mejores soluciones.

Toyota Yaris híbrido: interior
Interior del Toyota Yaris híbrido.

Habitabilidad

En este campo el Toyota Yaris no ha sufrido cambios y mantiene las dimensiones del modelo al que precede. Veámoslo por partes:

  • Plazas delanteras: al sentarnos en el puesto de conducción por primera vez nos da la sensación de estar en un coche más grande de lo que es en realidad. Una amplia cristalera junto con una luna muy inclinada dan sensación de espacio y luminosidad a este pequeño utilitario. Sientes que todo está en su sitio y es muy fácil adaptarse a él.

La pantalla principal, aunque colocada algo lejos, es de fácil manejo. Intuitiva y rápida, algo muy necesario para evitar distracciones al volante.

Todos los mandos de climatización se encuentran muy bien situados y cuentan con botones físicos, algo que es todo un acierto, ya que otros modelos lo integran en la pantalla principal, lo cual dificulta su accionamiento en marcha.

Además, podemos escoger parte del salpicadero en el mismo color de la carrocería, lo que garantiza un interior más personalizable.

  • Plazas traseras: se encuentra en la media del segmento B, vehículos como el Hyundai i20 están mejor resueltos en este aspecto, pero se defiende sin problema para albergar a dos adultos o dos sillas infantiles (cuenta con anclajes isofix). El espacio para las piernas es suficiente y el espacio para la cabeza sobresaliente, pero la anchura es justa para alojar a tres adultos.
  • Maletero: con 286 litros, no es un maletero muy amplio, pero con formas muy aprovechables. Destaca en anchura, lo que nos permite introducir un carro de niño de forma totalmente transversal, sin tener que ponerlo cruzado, lo que es un punto a su favor en un coche de sus dimensiones.

Vehículos como el nuevo Seat Ibiza o el Hyundai i20 son mucho más aconsejables si necesitamos un espacio de carga superior, ya que difícilmente introduciremos el equipaje de cuatro personas en este Toyota Yaris.

Motores

El recién llegado a la gama de motores de este Toyota Yaris 2017 es un 1.5 litros y 111 CV, un bloque que da muy poco empuje para la potencia declarada. Iguala registros de competidores con 20 CV menos, es perezoso y en marchas largas necesitarás recurrir al cambio más de lo deseado.

Toyota Yaris: motor
Motor del Toyota Yaris.

A cambio, el agrado de conducción, el refinamiento y unos bajos consumos hacen que sea una magnífica opción para aquel que no busca un coche muy prestacional pero si el máximo ahorro y comodidad.

Por otra parte, el modelo japonés cuenta con una nueva versión deportiva, denominada 1.8 Dual VVT-iE con 212 CV y las siglas GRMN. Por 29 900€ podremos disfrutar de un pequeño deportivo, que acelera de 0 a 100 KM/h en nada menos que 6,3 segundos y consigue una velocidad máxima de 230 km/h, un juguete para la conducción deportiva.

El resto de la gama está compuesto por un básico 1.0 VVT con 70 CV. Una opción aconsejable para un uso mayoritariamente urbano y cómo no, la estrella de este modelo, el Toyota Yaris Híbrido, denominado 1.5 VVT-i Hybrid 100H y que desarrolla 101 CV con un consumo de solo 3,3 litros a los 100 kilómetros y cambio automático.

Útil y competitivo

Con el nuevo Toyota Yaris 2017, la marca japonesa intenta arrebatar ventas a los modelos europeos, que son los que más parte se llevan del pastel. Cualidades no le faltan, y tiene algo que ningún utilitario de nuestro continente puede ofrecer: una versión híbrida que ayuda a luchar contra el ruido y el estrés de las grandes ciudades con su envidiable silencio de marcha.