Los coches de Beyoncé

La cantante Norteamericana posee una amplia colección de coches de lujo, en la que no faltan algunos de los modelos más renombrados del mundo del motor

Beyoncé es una reconocida cantante con fama a nivel mundial. Junto con su pareja, Jay Z, son uno de los matrimonios más famosos del mundo del espectáculos. Además, su fortuna conjunta se estima en unos 1 160 millones de dólares, según la revista Forbes. De hecho, la cantante posee una amplia colección de vehículos de lujo. Demos un repaso a los coches de Beyoncé.

Pagani Zonda F

El Pagani Zonda es uno de los superdeportivos más famosos del mundo. ha sido producido y comercializado por el fabricante italiano Pagani desde el año 1999. Este exclusivo modelo se fabrica con un máximo de 10 unidades por año.

Pagani Zonda F.

Entre sus características, cuenta con un motor central trasero y una carrocería de dos asientos, con opciones en coupé y descapotable. Su estructura básica es principalmente de fibra de carbono, lo que lo convierte en un coches especialmente ligero. La delicadeza y la precisión del diseño del Zonda se basan en algunos de los principios empleados en la Fórmula 1.

El modelo que posee la famosa cantante Beyoncé es, concretamente, el Zonda F. Esta variante fue presentada en el Salón del Automóvil de Ginebra. Se trata de la evolución del Zonda C12S 7.3. Con sus modificaciones, el Zonda F es una actualización que mantiene al modelo a la altura de las exigencias del mercado automovilístico del momento.

La potencia fue aumentada en 47 CV respecto de los modelos anteriores, con la cual alcanza un total de 602 CV máximos. También se añadieron cambios en la carrocería, como un rediseño en la parte frontal, especialmente en la zona de la parrilla.

También se colocaron tomas de aire de pequeño tamaño en la parte trasera, un nuevo alerón y un nuevo difusor.

Existe una versión denominada Zonda Roadster F, el cual es descapotable pero tiene el mismo peso que la variante estándar. Esto se debe a que, a pesar de su menor peso en carrocería, posee un bloque motor de 650 CV máximos.

Entre el resto de características, el Pagani Zonda F posee una aceleración de o a 100 km/h en 3,6 segundos, con una velocidad máxima de 345 km/h.

Mercedes-Benz SLR McLaren

Este vehículo de altas prestaciones y fabricación alemana es otra de las joyas del garaje de la cantante. Este modelo destaca entre los coches de Beyoncé con un precio en los Estados Unidos cercano a los 500 000 dólares.

Mercedes SLR McLaren 2004

Su mecánica se compone de un motor central delantero posicionado muy por detrás del eje de las ruedas. Este bloque motor cuenta con 8 cilindros dispuestos en V y una cilindrada de 5 440 cc. El sistema está alimentado mediante un compresor volumétrico para cada bancada de cilindros.

Sus prestaciones le permiten rendir a un máximo de 626 CV, y sus frenos de disco de tipo carbono-cerámicos ventilados pueden mantener su efectividad hasta temperaturas cercanas a los 1 000 ºC. Entre el resto de sus características, puede destacarse su pero se 1 765 kg o sus llantas de 19 pulgadas.

Más allá del modelo estandar, existe el Mercedes-Benz SLR McLaren 722. Esta variante cuante con modificaciones tanto en el exterior como en el interior, además de con un motor de 650 CV máximos y unas prestaciones que le permiten alcanzar los 338 km/h.

Bugatti Veyron 16.4 Super Sport

Como posible joya de la corona de la famosa cantante se encuentra un ejemplar del Bugatti Veyron Super Sport. Este es un automóvil de tipo superdeportivo, comercializado entre los años 2010 y 2015. Su desarrollo pretendía superar al SSC Ultimate Aero, que había batido el récord de velocidad máxima del Veyron estándar.

Bugatti Veyron Super Sport, uno de los coches de Beyonce.

Su inmenso bloque motor es una obra maestra de la ingeniería, con un sistema de 16 cilindros dispuestos en W y una cilindrada de 8.0 litros. Con estas prestaciones, el Veyron Super Sport es capaz de alcanzar un máximo de 1 200 CV, y un par motor de 1 500 Nm.

Su velocidad máxima asciende a la increíble cifra de 432 km/h, lo que lo ha convertido en el coche de producción para carretera más rápido del mundo. Sin embargo, este récord fue superado por el Hennessey Venom GT.

El diseño de este superdeportivo es uno de los más cuidados de la gama de Bugatti, con unos estabilizadores más rígidos y unos amortiguadores de competición. En cuanto a su estética, el principal cambio es la cubierta del motor, que deja parte de la mecánica a la vista desde el exterior.

Por todo esto, no es de extrañar que un modelo como el Bugatti Veyron acabe entre las colecciones privadas de artistas de la talla de Beyoncé, Tom Cruise, o famosos futbolistas como Karim Benzemá.

Te puede gustar