¿Cómo aparcar un coche en línea?

Quizás para algunos se trate de un momento muy complicado de la conducción, y es que hay una serie de técnicas para que no se haga tan cuesta arriba estacionar el vehículo de manera correcta; todavía es más fácil si los coches incorporan asistencia al aparcamiento

¿Cómo aparcar un coche en línea? Se trata de una maniobra sencilla y cotidiana, que se aprende con la práctica, solo hay que tomar en cuenta algunos consejos.

Para algunos conductores, aparcar un coche en línea puede ser complicado. Incluso pueden tardar mucho tiempo en lograrlo o considerarlo una verdadera hazaña.

Técnicas básicas

Lo cierto es que la clave está en la práctica y aparcar muchas veces va marcando la diferencia. Hay varias técnicas básicas que enseñan cómo aparcar un coche en línea sin mayores contratiempos.

El desconocimiento o la falta de pericia al conducir puede ser un obstáculo; una vez superada esa etapa, aparcar un vehículo en línea será tarea sencilla. Ya no habrá que estacionar en lugares retirados y el conductor estará cada vez más seguro.

¿Cómo aparcar un coche en línea?

Con la ayuda de estos pasos, muchos conductores podrán dejar de pensar en estacionar en lugares apartados o lejanos, por el solo hecho de no sentirse seguros de saber cómo aparcar su vehículo en línea.

Algunos conductores opinan que estacionarse en línea puede tener algunas ventajas. Por ejemplo, les resulta más cómodo al momento de abrir las puertas.

El problema de encontrar aparcamiento en las ciudades

Intermitentes

En primer lugar, se debe colocar la luz intermitente del lado hacia el cual se va a estacionar. Esto se debe hacer con anticipación, para que el conductor que está detrás pueda tomar las previsiones adecuadas.

Después hay que analizar de forma rápida el espacio escogido; se coloca el vehículo justo a la altura del hueco en el que se piensa estacionar. Esto permitirá determinar si el coche cabe o si habrá que buscar otro lugar.

Marcha atrás y poco a poco

El próximo paso es alinear el eje trasero del automóvil con el parachoques del vehículo aparcado delante del hueco. Se coloca la marcha atrás y se gira el volante hacia el lado donde se vaya a estacionar. Si el espacio está a la derecha, se debe girar el volante hacia esa dirección mientras se da marcha atrás muy despacio.

Se debe seguir en retroceso hasta que por el retrovisor se vea el faro delantero derecho del coche de atrás. Una vez alineado correctamente, se gira el volante hacia la izquierda para dar por concluir la maniobra, poco a poco. Si el espacio libre está a la izquierda, solo hay que invertir los movimientos.

Enderezar las ruedas y el volante, cuestión de seguridad

Para culminar la maniobra, se enderezan las ruedas delanteras y el volante se deja en posición recta. Así se evitarán percances al momento de arrancar nuevamente el vehículo.

Si el primer intento de aparcar un coche en línea no resulta, se recomienda regresar al paso inicial y repetir la maniobra; es indispensable tomar en cuenta las dimensiones del vehículo. Se deben evitar los espacios muy estrechos, pues dificultan la entrada y salida y aumentan el riesgo de daños al vehículo.

Algunos consejos importantes

No es recomendable aparcar muy cerca de otros vehículos, siempre se debe mantener una distancia prudencial. Así se minimizan los riesgos de choques o arañazos, en especial en los laterales del vehículo; también es muy importante evitar los riesgos de choques en la parte trasera o delantera con otros autos estacionados.

ayudas asistente de aparcamiento
El asistente de aparcamiento cada vez necesita menor espacio sobrante para funcionar.

Ni aceras ni otros sitios prohibidos

No es correcto subir el vehículo en las aceras al estacionar en línea. No solo porque está prohibido, sino también porque se pueden dañar los neumáticos y otras piezas importantes del tren delantero del vehículo.

Un dato importante es entender que no se debe estacionar en sitios prohibidos, con el fin de evitar multas, retirada del vehículo por la grúa y hasta robos; la falta de conciencia o la imprudencia pueden ocasionar accidentes inesperados. También ponen en riesgo la seguridad de los peatones.

Una recomendación importante es revisar bien el vehículo antes de apartarse de él una vez estacionado. Se debe verificar que esté correctamente estacionado, bien cerrado y con sus posibles accesorios de seguridad activados.

Un aspecto que no se debe pasar por alto es tener un buen seguro. A ser posible uno que responda de manera rápida y responsable ante cualquier eventualidad cuando se deje el vehículo estacionado.

Saber cómo aparcar un coche en línea requiere destreza y control del vehículo. Pero también exige no dejarse intimidar por la prisa o la urgencia de otros conductores. Ser un buen ciudadano implica respetar las normas y ello evitará problemas de circulación o de seguridad en la vía.

Categorías: Sanciones Etiquetas:
Te puede gustar