Neumáticos en la Fórmula 1

· 22 enero, 2018

Junto con el chasis y el motor, los neumáticos son uno de los elementos más importantes en un Fórmula 1, y que más influyen en el comportamiento del coche. Con el paso de los años los compuestos han ido cambiando, vamos a ver un poco acerca de ellos.

Neumáticos en la Fórmula 1

Si nos fijamos en las ruedas de un coche de calle están hechas de un cinturón pesado de acero y están diseñadas para ser duraderas, por el contrario, las ruedas de un Fórmula 1 están diseñadas para que aguanten aproximadamente unos 200 km.

Se fabrican con unos materiales que pesan muy poco: su estructura es de nylon y poliéster por lo que es capaz de soportar fuerzas superiores a las que un neumático de calle puede aguantar, ya que este tipo de compuestos tiene que soportar cargas de más de una tonelada, 4G de fuerza lateral y 5G de fuerza longitudinal.

Marcas en la F1.

Tipos

Desde la temporada 2 009, los neumáticos que se usan son slicks, los cuales ofrecen al monoplaza una mayor superficie de contacto y más agarre. En la temporada 2 010, vuelve a la Fórmula 1 Pirelli, el fabricante italiano es el encargado de suministrar a cada equipo un total de cuatro compuestos diferentes para el fin de semana.

Dos de los compuestos que da Pirelli son de seco, y la dureza de estos irá variando dependiendo de las condiciones que tengan los circuitos en los que se dispute el Gran Premio.

Los otros dos tipos de neumático son para condiciones de lluvia, y estos no varían a lo largo de la temporada. Para que los aficionados puedan saber que tipo de neumáticos está usando cada piloto, estos llevan una franja de diferentes colores, vamos a ver a que color corresponde cada compuesto.

  • Rojo: Neumático superblando. Es el compuesto más blando que presenta Pirelli. Es la goma idóneo para aquellos circuitos lentos y revirados como puede ser el caso de Mónaco. Es capaz de alcanzar la temperatura óptima en un periodo de tiempo muy corto por lo que el piloto puede sacar partido a este compuesto prácticamente desde que sale a pista. Por otra parte es el neumático con mayor degradación de los que ofrece Pirelli por lo que su duración es bastante reducida.
  • Amarillo: Neumático blando. Es uno de los compuestos que más usan los equipos. Una de las grandes ventajas que ofrece es el equilibrio que presenta entre su prestación y su duración. Es capaz de alcanzar a temperatura optima, y por lo tanto trabajar al máximo, prácticamente al instante y rodar a pleno rendimiento durante alguna vuelta más que el resto.
  • Verde: Neumático intermedio. Es el comodín de los compuestos, los equipos se decantan por él cuando no son capaces de predecir con exactitud el tiempo que habrá en carrera o cuando hay zonas del asfalto que están secas y otras húmedas. Necesita cierta cantidad de agua para funcionar de forma óptima, consiguiendo así el agarre suficiente para rodar rápido.
  • Blanco: Neumático medio. Este es el compuesto más equilibrado, sin embargo necesita tiempo para que el piloto consiga la temperatura óptima y ruede al máximo. Ideal para circuito de alta velocidad ya que es capaz de aguantar las cargas sin problemas y no deteriorarse.
Superlicencia Fórmula Uno

  • Naranja: Neumático duro. Ideal para circuitos con asfalto abrasivo, cuando la temperatura del asfalto es alta o el diseño del trazado hace que las cargas que ha de soportar el compuesto sean altas. No es el más rápido, pero si el más duradero.
  • Azul: Neumático de lluvia. Indicado para condiciones de lluvia, es capaz de desalojar 60l por segundo a velocidad máxima. Esta es la mejor opción para cuando cae lluvia con fuerza y el trazado no es capad de drenar el agua.

En cuanto a la duración, los neumáticos de seco suelen durar una media de entre 80 y 200 km, aunque esto depende de su dureza y otros factores externos. Trabajan con una temperatura de entre 80 y 100ºC, si no trabajamos con ellos a esta temperatura perderemos adherencia, lo que hace que se desgaste más rápido.

Los compuestos de mojado pueden llegar a durar toda la carrera siempre que el asfalto se encuentre mojado. Están hechos para trabajar entre los 40 y 50ºC, si nos pasamos de temperatura difícilmente llegarán a durar más de tres vueltas.